Activos y pasivos normalizados ¿Cuándo deben figurar en la declaración de renta y complementarios?

Por estos días se cumplen los vencimientos de la declaración de impuesto a la riqueza y su complementario de normalización tributario. Pero ya desde abril se vienen presentando las declaraciones de impuesto a la renta y complementarios.

De allí que quienes deseen normalizar los activos omitidos o los pasivos inexistentes deban cuestionarse ¿Cuándo deben incluirse dichos activos  o excluir dichos pasivos de la declaración de renta? Si pretendemos normalizar en el año 2016 ¿debemos incluirlos en la declaración de renta del año gravable 2015 que se presenta en 2016, o en la de 2016 que se presenta en 2017?

Al respecto, el artículo 39 de la ley 1739 de 2014 señala:

“ARTÍCULO 39. NO HABRÁ LUGAR A LA COMPARACIÓN PATRIMONIAL NI A RENTA LÍQUIDA GRAVABLE POR CONCEPTO DE DECLARACIÓN DE ACTIVOS OMITIDOS. Los activos del contribuyente que sean objeto del impuesto complementario de normalización tributaria deberán incluirse para efectos patrimoniales en la declaración del Impuesto sobre la Renta y Complementarios y del Impuesto sobre la Renta para la Equidad (CREE) del año gravable en que se declare el impuesto complementario de normalización tributaria y de los años siguientes cuando haya lugar a ello y dejarán de considerarse activos omitidos. El incremento patrimonial que pueda generarse por concepto de lo dispuesto en esta norma no dará lugar a la determinación de renta gravable por el sistema de comparación patrimonial, ni generará renta líquida gravable por activos omitidos en el año en que se declaren ni en los años anteriores respecto de las declaraciones del Impuesto sobre la Renta y Complementarios y del Impuesto sobre la Renta para la Equidad (CREE). Esta inclusión no generará sanción alguna en el impuesto sobre la renta y complementarios. Tampoco afectará la determinación del impuesto a la riqueza de los periodos gravables anteriores” (…) (subrayado propio)

Queda claro, que  si vamos a normalizar en el año 2016, se deben incluir los activos o excluir los pasivos en el año gravable 2016, es decir la declaración del impuesto de renta que se presenta en 2017.

Pero ¿Qué sucede si los incluyo o los excluyo según el caso en la declaración del año 2015 que se presenta en 2016?

El mismo artículo 39 de la ley 1739 de 2014 señala que el incremento patrimonial consecuencia de la normalización no generara renta líquida gravable ni por ese año “ni por los años anteriores”. Con lo cual no puede haber sanción alguna. Sin perjuicio de que lo correcto sea declararlo en el “año gravable” que se normalice el activo omitido o el pasivo inexistente

MÁS SOBRE

Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Siéntase libre de opinar

Una opinión
  1. Jose Villa dice:

    "Pero ¿Qué sucede si los incluyo o los excluyo según el caso en la declaración del año 2015 que se presenta en 2016?"

    En mi opinión, significa que en el año 2015 debió haberlos normalizado.
    Entonces surge la pregunta: y si no se normalizaron en el año 2015?
    Entonces no debe incluir el efecto de esa normalización (no hecha en el año 2015) en la declaración de renta año 2015 que se presenta ahora en este año 2016.

    CONCLUSION:
    Si en el año 2015 no se normalizó entonces normalícese ahora en el año 2016 para que en el año 2017 declare renta año 2016 incluyendo lo que ha normalizado como año 2016.

    Parece un trabalenguas.

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces. Si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador. Por último, trate de no escribir en mayúscula sostenida, resulta muy difícil leerle.