Alteración de los títulos valores. Falsedad Material

Retomando, la reglamentación respecto a la alteración de los títulos valores, consagrada en el Artículo 631 del C. de Co., ya visto, en cuanto que “…. En caso de alteración del texto de un título valor, los signatarios anteriores se obligan conforme al texto original y los posteriores conforme al alterado. Se presume, salvo prueba en contrario, que la suscripción ocurrió antes de la alteración…”, esta vez nos ocuparemos de los títulos que aunque se aseveran firmados por el deudor, este nunca ha concurrido con su rubrica a crearlo,  circunstancia demarcada como la excepción primera prevista del Artículo 784 que se pueden proponer contra la Acción Cambiaria : “…1a) Las que se funden en el hecho de no haber sido el demandado quien suscribió el título…”, y concurrente en la estructuración del delito genérico de FALSEDAD, especificado como FALSEDAD MATERIAL EN DOCUMENTO PRIVADO, en concurso con FRAUDE PROCESAL.

Así las cosas, en esta segunda clase de alteración en el titulo, el demandado con el desconocimiento de la firma que como suya se dice impuesta en él, automáticamente está desconociendo el contenido, de tal forma que al restringirse el tema a la firma,  la ley edifica un tratamiento supremamente especial, muy duro y terminante, previsto en los Artículos 289 a 292 del C. de P.C., bajo un tramite denominado INCIDENTE DE TACHA DE FALSEDAD, tendiente a probar precisamente que el deudor al no firmar el titulo soporte de la ejecución, su firma ha sido falsificada, por lo que deberá ser desvinculado de la orden de pago que se la conminado a cumplir.

El efecto de la demostración por el demandado de su  firma haber sido falsificada, conlleva para el juez, la declaratoria de falsedad de todo el titulo, de ahí el contexto de la denominación de FALSEDAD MATERIAL, y la anotación correspondiente al margen o a continuación del título de que ha sido declarado falso, al tiempo que decidida a favor del demandado que la propone se condenará al demandante a rotulo de sanción, a pagarle una sanción equivalente al veinte por ciento del monto total de las obligaciones contenidas en el titulo, pero si, se fallara en contra del demandado que la propuso, esto es, termina por probarse que la firma si corresponde a él, le será impuesta la misma sanción a favor del demandante, extensible solidariamente a su apoderado si la formuló sin estar expresamente facultado para ello, junto con las costas del proceso.

En la misma forma, esta declaratoria de FALSEDAD MATERIAL irá en concurso con FRAUDE PROCESAL,  toda vez que se está engañando al juez presentadote una situación de negocio con la que emite una orden de pago que no corresponde con la real.

Recuerde: En los casos cuando se prueba la falsedad material del titulo, este se desecha mediante la sentencia que necesariamente será exonerando definitivamente al demandado de cualquier vinculación con la obligación que se le pretendió cobrar.

MÁS SOBRE

Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Siéntase libre de opinar

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces. Si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador. Por último, trate de no escribir en mayúscula sostenida, resulta muy difícil leerle.