Análisis del proyecto de Reforma Tributaria II: Hecho Generador del Impuesto a la Riqueza

Un aspecto importante del impuesto a la riqueza es su hecho generador, en el artículo 3 del proyecto de ley se estipula:

“Artículo 294-2. Hecho generador. El Impuesto a la Riqueza se genera por la posesión de la misma al 1º de enero del año 2015, cuyo valor sea igual o superior a $1.000 millones de pesos. Para efectos de este gravamen, el concepto de riqueza es equivalente al total del patrimonio bruto del contribuyente poseído en la misma fecha menos las deudas a cargo del contribuyente vigentes en esa fecha.

Parágrafo. Para determinar la sujeción pasiva a este impuesto, las sociedades que hayan llevado a cabo procesos de escisión y las resultantes de estos procesos, a partir de la vigencia de la presente ley y hasta el 1º de enero de 2015, deberán sumar las riquezas poseídas por las sociedades escindidas y beneficiarias, a 1º de enero de 2015.

Para determinar la sujeción pasiva a este impuesto, las personas naturales o jurídicas que hayan constituido sociedades a partir de la vigencia de la presente ley y hasta el 1º de enero de 2015, deberán sumar las riquezas poseídas por las personas naturales o jurídicas que las constituyeron y por las sociedades constituidas a 1º de enero de 2015, teniendo en cuenta en este último caso la proporción en la que participan los socios en las sociedades así constituidas”.

De allí se pueden extraer algunas ideas. La primera es la clara conformación de una norma anti abuso que hace que hace quienes constituyan sociedades desde la vigencia y hasta el 1 de enero,  deben sumar las riquezas poseídas para determinar la sujeción al impuesto. Norma que no tendrá ningún inconvenientes, pues antes de que entre en vigencia la ley, los posibles sujetos pasivos ya habrán efectuados sus operaciones de ahorro fiscal.

Otro aspecto relevante es dejar claro que el hecho generador se genera por la posesión de riqueza igual o superior 1.000 millones de patrimonio líquido exclusivamente a 1 de enero de 2015.

Así, una empresa que a 1 de enero de 2015 tenga un patrimonio líquido de 900 millones, aun cuando en el año 2016 tenga 1.800 millones de PL, en el año 2017 tenga 2.000 millones, NO PAGARÍA impuesto a la riqueza pues no se configura el hecho generado del impuesto. Recordemos que por el año gravable 2018 las personas jurídicas no pagarían impuesto a la riqueza de conformidad con el artículo 1 del proyecto de ley.

Así mismo, una empresa que “desafortunadamente” a 1 de enero de 2015 posea un patrimonio líquido de 1.000 millones, aun cuando los años 2016 y 2017 disminuya sustancialmente su patrimonio líquido, quedará sujeta al impuesto a la riqueza, situación que desnaturaliza a toda costa el impuesto.

MÁS SOBRE

Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Siéntase libre de opinar

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces. Si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador. Por último, trate de no escribir en mayúscula sostenida, resulta muy difícil leerle.