Características que diferencian la garantía legal de la suplementaria

Existen dos tipos de garantías, una que se encuentra sustentada por la ley y es de obligatorio cumplimiento por parte de los productores y proveedores de los productos y se denomina garantía legal, este tipo de garantía le debe su nombre a su consagración en la ley;  también existe la garantía suplementaria, la cual es una ampliación del término de la garantía legal que hace el productor o el proveedor.

El estatuto del consumidor (ley 1480 de 2011) define en el numeral 5° del artículo 5°, el término garantía de la siguiente manera:

“Obligación temporal, solidaria a cargo del productor y el proveedor, de responder por el buen estado del producto y la conformidad del mismo con las condiciones de idoneidad, calidad y seguridad legalmente exigibles o las ofrecidas. La garantía legal no tendrá contraprestación adicional al precio del producto”.

Pese a que el objetivo principal de la garantía llámese legal o suplementaria es garantizar el buen estado y funcionamiento del producto al consumidor, estos tipos de garantías revisten importantes diferencias la una de la otra, dentro de las cuales se pueden destacar las siguientes:

  • La garantía legal se encuentra señalada en la ley por ende es obligatoria aunque en el contrato de compraventa del producto no se señale; mientras que para que exista garantía suplementaria es necesario que esta conste por escrito y que además el consumidor manifieste su aceptación.
  • La garantía legal no implica valor adicional al del producto que adquiere el consumidor; pese a que la suplementaria puede ser gratuita, también puede ser onerosa lo cual significa un valor adicional al del producto, valor adicional que en la mayoría de los casos es necesario para que este tipo de garantía pueda ser otorgada.
  • La garantía legal se encuentra de manera solidaria en cabeza de los productores y los proveedores de los artículos; la garantía suplementaria  puede ser otorgada además de los  productores o proveedores, por  terceros especializados que cumplan con las condiciones para ello.
  • El término de la garantía legal es el señalado por la ley, el término de la garantía suplementaria debe ser establecido por quien la otorga, además la garantía suplementaria debe ser de fácil compresión y constar en caracteres legibles a simple vista.

MÁS SOBRE

Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Siéntase libre de opinar

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces. Si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador. Por último, trate de no escribir en mayúscula sostenida, resulta muy difícil leerle.