Certificado anual para determinar la categoría tributaria incide en la actuación del pagador o agente retenedor

Para la determinación de la categoría tributaria el Gobierno Nacional estableció que las personas naturales residentes en el país deberán reportar anualmente la información tributaria del año gravable inmediatamente anterior conforme los numerales del artículo 1 del Decreto 1070 de 2013, para efectos de que el pagador o agente retenedor practique la respectiva retención en la fuente.

Existen cuatro hechos que se pueden presentar alrededor del cumplimiento de dicha obligación por parte de la persona natural: 1. No presenta el certificado, 2. Presenta el certificado en forma extemporánea, 3. Presenta el certificado informando que pertenece a la categoría tributaria de empleado y 4. Presenta el certificado informando que no pertenece a dicha categoría.

Cuando la persona natural no presenta el certificado, el pagador o agente retenedor deberá retener el mayor valor entre el resultado de aplicar la tabla del artículo 383 y la tabla del artículo 384 del Estatuto Tributario, independientemente de si son declarantes o no; así como también estará obligado a informarle a la DIAN para que imponga las sanciones pertinentes.

Cuando la persona natural presenta el certificado en forma extemporánea, el pagador o agente retenedor únicamente lo tendrá en cuenta para los pagos o abonos en cuenta que se realicen posteriormente a su presentación, no podrá modificar ni ajustar las retenciones en la fuente practicadas o que hayan debido practicarse con anterioridad a la entrega de la información.

Cuando la persona natural presenta el certificado informando que pertenece a la categoría tributaria de empleado conforme lo establece el artículo 329 del Estatuto Tributario, el pagador o agente retenedor deberá depurar el pago o abono en cuenta conforme lo señala el artículo 2 del Decreto 1070 de 2013 y practicar la retención en la fuente aplicando la tabla de tarifas marginales del artículo 383 del ordenamiento tributario; también estará obligado a calcular la retención mínima conforme la tabla del artículo 384 del mismo ordenamiento cuando el beneficiario del pago sea un asalariado y en el caso de los trabajadores independientes únicamente en el evento en que sus ingresos totales del año gravable inmediatamente anterior sean iguales o superiores a 4.073 UVT, es decir para el año gravable 2013 el valor de $106.097.577 (4.073 X 26.049).

Cuando la persona natural presenta el certificado informando que no pertenece a la categoría tributaria de empleado, el pagador o agente retenedor deberá aplicar las tarifas tradicionales (4%, 6%, 10% y 11%) de retención en la fuente según el concepto del pago o abono en cuenta, el cual se podrá disminuir con los aportes al sistema de seguridad social y los aportes a pensiones voluntarias y cuentas de ahorro para el fomento de la construcción – AFC.

El certificado anual se deberá presentar a más tardar el 31 de marzo del respectivo año gravable, para el caso del 2013 el plazo se venció el pasado 30 de junio y con relación a los nuevos contratistas u operaciones económicas realizadas desde el 01 de julio al 31 de diciembre del año en curso, el certificado se deberá suministrar antes de que se efectúe el primer pago o abono en cuenta.

MÁS SOBRE

Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Siéntase libre de opinar

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces. Si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador. Por último, trate de no escribir en mayúscula sostenida, resulta muy difícil leerle.