Cómo mejorar su lenguaje corporal

Recientes estudios de Princeton y Harvard han demostrado que el lenguaje corporal viene programado en nuestros genes, y que un simple cambio de postura puede hacer que cambie por completo su estado de ánimo.

Según dichos estudios, son las hormonas de la testosterona y la cortisona las que regulan estos estados de ánimo, y ambas pueden ser reguladas cambiando de una postura de “no poder” a una de “poder”.

El truco para conseguir estos cambios es fingir hasta que le resulte real. Para ello hay que trabajar las posturas, y aquí encontrará cinco posturas para trabajar.

¿Cómo puede mejorar su lenguaje corporal?

La importancia de la posición de los pies

Uno de los mejores consejos en cuanto a lenguaje corporal es prestar atención a la posición de sus pies.

Por ejemplo, cuando dos personas están en una conversación y una tercera se acerca, pueden ocurrir dos cosas: una, que estas personas mantengan los pies en el sitio y sólo giren ligeramente el torso, esto significa que el tercero no es bien recibido en la conversación. Otra, es cuando los pies de ambos se abren ligeramente para dar la “bienvenida” al tercero.

Sonreír le hace feliz

Sonreír, aunque no se encuentre feliz, puede llevarle a un estado de felicidad.

Según un estudio de la Universidad de Cardiff, el estado de ánimo no depende completamente de nuestro cerebro, pues hay algunas partes del cuerpo que pueden reforzar algunos estados.

Intente sonreír en el baño o en algún lugar silencioso antes de una entrevista o una reunión complicada. Esto le hará sentirse mejor y más exitoso.

Practique las poses de poder

Practique diferentes poses de poder (cuerpo abierto, manos visibles, torso echado hacia atrás, postura cómoda, pierna cruzada sobre la rodilla…) antes de una reunión complicada. Haga la prueba en un lugar tranquilo y vea los resultados.

La alineación del cuerpo

Cambiar la posición durante las conversaciones puede ayudar a reducir la tensión y llegar a soluciones más rápidas.

Por ejemplo, alinearse físicamente con una persona (sentado hombro con hombro y mirando en la misma dirección) puede calmar la situación y hacer que la otra persona esté más receptiva.

Bajar la voz

Los hombres y mujeres con voces graves o profundas alcanzan posiciones de liderazgo con mayor facilidad, ya que son percibidos como personas de mayor autoridad.

Para bajar el tono de voz antes de una entrevista o reunión trate de respirar profundamente un par de veces. Al relajar la garganta evitará que esta se contraiga y eleve su tono de voz.

MÁS SOBRE

Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Siéntase libre de opinar

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces. Si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador. Por último, trate de no escribir en mayúscula sostenida, resulta muy difícil leerle.