Corporaciones, fundaciones y asociaciones del régimen tributario especial deberán pagar impuesto sobre el beneficio neto o excedente generado por los egresos no procedentes

Los contribuyentes del régimen tributario especial determinan de dos formas el beneficio neto o excedente,  una es la aplicada exclusivamente por las entidades del sector cooperativo señaladas en el numeral 4 del artículo 19 del Estatuto Tributario y la otra es la que le corresponde a las corporaciones, fundaciones y asociaciones sin ánimo de lucro pertenecientes a dicho régimen.

La determinación del beneficio neto o excedente de las entidades del sector cooperativo se regula por lo señalado en el artículo 10 de la Ley 1066 de 2006 que adiciona el siguiente inciso al mencionado numeral:

“(...)

El cálculo de este beneficio neto o excedente se realizará de acuerdo a como lo establezca la ley y la normatividad cooperativa vigente.

Mientras que el beneficio neto o excedente de las corporaciones, fundaciones y asociaciones se calcula conforme a lo señalado en el Decreto 4400 de 2004, donde se toman todos los ingresos ordinarios y extraordinarios que no se encuentren expresamente exceptuados y se le restan los egresos procedentes.

Ahora bien, nuestro ordenamiento jurídico tributario consagra la exención sobre el beneficio neto o excedente tanto el determinado por las entidades del sector cooperativo como el calculado por las corporaciones, fundaciones y asociaciones; sin embargo la diferencia radica en que para las primeras nunca van existir egresos no procedentes porque lo establecido por la normatividad cooperativa también aplica para efectos fiscales.

Por lo tanto las corporaciones, fundaciones y asociaciones son las únicas que podrán tener egresos no procedentes debido a la diferencia entre las normas contables y fiscales, recordemos lo señalado en el parágrafo 1 del artículo 4 del Decreto 4400 de 2004[1]:

“(...)

Para la procedencia de los egresos realizados en el respectivo período gravable que tengan relación de causalidad con los ingresos o con el objeto social,  deberán tenerse en cuenta las limitaciones establecidas en el capítulo V del libro primero del Estatuto Tributario. Lo anterior sin perjuicio del cumplimiento de los requisitos especiales consagrados en el Estatuto Tributario, para la procedencia de costos y deducciones, tales como los señalados en los artículos 87-1, 108, 177-1, 177-2, 771-2 y 771-3.

 En ningún caso se podrá tratar como egreso procedente el gravamen a los movimientos financieros - GMF. Así mismo, el valor correspondiente a la ejecución de beneficios netos o excedentes de años anteriores, no constituye egreso o inversión del ejercicio.

Ante lo anterior el parágrafo del artículo 8 de la misma reglamentación[2] señala:

“(...)

El beneficio neto o excedente fiscal de las entidades que cumplan las condiciones a que se refiere el numeral 1 del artículo 19 del Estatuto Tributario estará exento cuando el excedente contable sea reinvertido en su totalidad en las actividades de su objeto social, siempre que este corresponda a las enunciadas en el artículo 359 del Estatuto Tributado y a ellas tenga acceso la comunidad.  

La parte del beneficio neto o excedente generado en la no procedencia de los egresos, constituye ingreso gravable sometido a la tarifa del veinte por ciento (20%) y sobre este impuesto no procede descuento. 

Para efectos de lo previsto en el inciso segundo del artículo 358 del Estatuto Tributario se tomarán como egresos no procedentes aquellos que no tengan relación de causalidad con los ingresos o con el cumplimiento del objeto social o que no cumplan con los requisitos previstos en las normas especiales de que trata el parágrafo 1 del artículo 4 del presente decreto. (Subrayado fuera de texto)


[1] Modificado por el artículo 3 del Decreto 640 del 2005

[2] Modificado por el artículo 4 ibídem

MÁS SOBRE

Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Siéntase libre de opinar

Una opinión
  1. Gerónimo dice:

    Muy buen artículo. Entonces potenciales transferencias al exterior para cubrir proyectos internacionales, pagarían rentas ¿no? por eso de "...y a ellas tenga acceso la comunidad."
    Gracias,
    Gerónimo

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces. Si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador. Por último, trate de no escribir en mayúscula sostenida, resulta muy difícil leerle.