Donde hay monopolios lo que sube de precio no vuelve a bajar

El gobierno nacional ha anunciado que como consecuencia del fenómeno del niño las tarifas de energía subirán, y se especula que el incremento puede ser de hasta el 25% en algunos sectores, y aunque ese incremento se hace en respuesta al fenómeno del niño (eso dicen), cuando ya no haya fenómeno del niño los precios no volverán a su estado anterior, porque ese es  el comportamiento típico e histórico donde hay monopolios, sean estos privados o públicos, y si son públicos peor la cosa, pues  estos se constituyen en caja menor para asuntos electorales y los políticos no están dispuestos a perder su parte.

Ya lo hemos vivido con el precio de la gasolina. Hace unos años el precio del petróleo rozó los 150 dólares por barril y el precio interno de la gasolina lo subieron hasta colocarlo al mismo nivel, y luego el precio del petróleo ha bajado hasta los 40 dólares por barril y el precio de la gasolina no bajó un centavo y por el contrario se siguió incrementando. Un atraco a toda regla y tristemente hasta la corte constitucional manifestó que al gobierno le estaba permitido hacerlo.

El fenómeno del niño será una excusa perfecta para incrementar el valor de los servicios públicos, y como estos son monopolios, los precios no volverán a bajar y por el contrario cada año tendrán su reajuste por cuenta de la inflación y algo más si no reviramos, y máxime si consideramos que las próximas elecciones se acercan y hay una gran necesidad de recursos, de mermelada.

MÁS SOBRE

Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Siéntase libre de opinar

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc., pero debe hacerlo sin insultar y sin ofender a otros.

Información legal aplicable para Colombia.