¿El poseedor de buena fe que es condenado a restituir la cosa se encuentra exento de pagar los deterioros causados a esta?

En la acción reivindicatoria cuando el poseedor es condenado a restituir la cosa, dicha restitución de deberá efectuar en la fecha establecida por el juez, si la cosa se encontraba secuestrada los gastos de custodia y conservación los asumirá el accionante, sin embargo cuando se haya determinado que el poseedor era de mala fe el accionante tiene el derecho al reembolso por parte de este de conformidad con lo señalado en el artículo 961 del código civil el cual establece lo siguiente:

“Si es vencido el poseedor, restituirá la cosa en el plazo fijado por la ley o por el juez, de acuerdo con ella; y si la cosa fue secuestrada, pagará el actor al secuestre los gastos de custodia y conservación, y tendrá derecho para que el poseedor de mala fe se los reembolse”. 

Quien actúa de buena fe tiene muchas consideraciones otorgadas por la ley, por ejemplo respecto a la posesión en caso de estar el poseedor obligado a restituir por ser condenado en proceso reivindicatorio, si la cosa se encontraba secuestrada el poseedor de buena fe se encuentra exento de reembolsar los castos de custodia y conservación al accionante.

Pero, ¿se encuentra exento el poseedor de buena fe de pagar los deterioros causados a la cosa cuando este se encontraba en posesión?

Cuando de un poseedor de mala fe se trata y este es condenado a restituir la cosa le corresponde a este pagar todos y cada uno de los deterioros que por un hecho o culpa suya se hayan generado. El poseedor de buena fe se encuentra exento de pagar los deterioros de la cosa  de la cual ha sido condenado a restituir, sin embargo, cuando el poseedor de buena fe se aprovecha de los deterioros de la cosa, si es obligado a pagarlos.

De conformidad con lo contemplado en el inciso segundo del artículo 963 del código civil el poseedor de buena fe solo es responsable de los deterioros causados a la cosa mientras permanece en manos de este, siempre y cuando haya sacado provecho o beneficio de dicho deterioro, es decir, que la causa del deterioro le genero ganancia.

Por ultimo hay que destacar que la buena fe es una presunción legal establecida por el código civil, es decir, que quien alegue mala fe de la otra parte debe probarlo.

MÁS SOBRE

Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Siéntase libre de opinar

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces. Si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador. Por último, trate de no escribir en mayúscula sostenida, resulta muy difícil leerle.