El siempre discutible artículo 107 del estatuto tributario

El artículo 107 del estatuto tributario, se menciona en tres oportunidades en la reforma tributaria. Primero, para ser parte de la determinación de la base gravable del CREE. Segundo para hacer referencia al impuesto nacional a la gasolina y el ACPM  como  deducible. Y tercero se incorporó un inciso final al artículo 107 estipulando:

En ningún caso serán deducibles las expensas provenientes de conductas típicas consagradas en la ley como delito sancionable a título de dolo. La administración tributaria podrá, sin perjuicio de las sanciones correspondientes, desconocer cualquier deducción que incumpla con esta prohibición. La administración tributaria compulsará copias de dicha determinación a las autoridades que deban conocer de la comisión de la conducta típica. En el evento que las autoridades competentes determinen que la conducta que llevó a la administración tributaria a desconocer la deducción no es punible, los contribuyentes respecto de los cuales se ha desconocido la deducción podrán solicitar la correspondiente devolución o solicitar una compensación, de conformidad con las reglas contenidas en este Estatuto y según los términos establecidos, los cuales correrán a partir de la ejecutoria de la providencia o acto mediante el cual se determine que la conducta no es punible.

Este último, simplemente hace una prohibición de una deducción específica por  expensas como consecuencias de delitos  atribuibles al dolo. Sin embargo ¿es suficiente esta prohibición para dar claridad al artículo 107 et?

En el año 2011 la deducciones representaron el 42.4% del total de las discusiones resueltas por el consejo de estado en sus sección cuarta respecto del impuesto de renta y complementarios, en juego estuvieron $172.697  millones de pesos, donde la autoridad tributaria gano porcentualmente en razón del monto en discusión por un margen no muy amplio frente a los contribuyentes. Entonces 172.697 millones de pesos versaron sobre la correcta aplicación de las deducciones, especialmente en relación con la eterna discusión de que es deducible[1]. Entonces ¿será que 172.697 no son suficientes para que la reforma tributaria tratara de evitar tan alta litigiosidad y decidiese dar claridad a la medida? Sin lugar a dudas sigue siendo una tarea pendiente.

No es justo que el sistema tributario evoluciones a pasos de tortuga  cuando la práctica tributaria va a pasos de tigre. Una muestra reciente de esta hipótesis es que en Colombia no hemos aplicado aun, a pesar de que circula un proyecto de decreto, la factura electrónica, como tampoco hemos puesto atención a los negocios electrónicos.

Nota: El llamado, una vez más, es a la conformación de un órgano con poder de decisión, que determine la política tributaria a largo plazo.


[1] Estudios críticos de jurisprudencia tributaria tomo II, ICDT.

MÁS SOBRE

Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Siéntase libre de opinar

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces. Si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador. Por último, trate de no escribir en mayúscula sostenida, resulta muy difícil leerle.