Es irrelevante si la remuneración pactada se denominó honorarios o salario

Quienes vinculan personal mediante un contrato de servicios se esfuerzan porque en este quede claramente que la remuneración se hará bajo la modalidad de honorarios, creyendo que con ello evitará luego que el trabajador pretenda cobrar prestaciones sociales y demás argumentando la existencia de una relación laboral, pero se debe  decir que es irrelevante si en el contrato quedó en mayúscula, negrilla y subrayado  que la remuneración se hará por honorarios, puesto que en ese caso lo que importa es la realidad que se vivió en el desarrollo y ejecución del contrato.

La sala laboral de la corte suprema de justicia se refirió a  ello de forma muy clara en la sentencia 13088 del primero de marzo de 2000, con ponencia del magistrado Germán Valdés Sánchez:

La denominación que se le de al pago por las partes no condiciona su naturaleza jurídica, pues la esencia salarial del mismo surge necesariamente de su condición de ser una contraprestación directa de un servicio personal subordinado. El elemento de la relación jurídica que identifica su naturaleza laboral y la distingue de una meramente civil o de otra estirpe, lo constituye la subordinación o dependencia jurídica y continuada que supedite la forma de los servicios. Por tanto, siempre que esos servicios se presten bajo tales condicionamientos, el pago se deberá tener por salarial, prescindiendo del nombre que el empleador o las dos partes le den al mismo.

Para desvirtuar una relación laboral es  insuficiente  que como prueba se exhiba un contrato  y unas facturas o cuentas de cobro donde el concepto relacionado sea honorarios, puesto que si se probó  la existencia de la continuada subordinación, o dicho de otra manera, si el empleador o contratista no pudo desvirtuar la presunción de subordinación que se deriva del artículo 24 del código sustantivo del trabajo, se configura el contrato de trabajo realidad.

MÁS SOBRE

Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Siéntase libre de opinar

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces. Si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador. Por último, trate de no escribir en mayúscula sostenida, resulta muy difícil leerle.