Excepciones frente a la acción cambiaria. Las demás personales del demandado contra el actor

Excepción décima tercera del Artículo 784 del C. de Co.  

No obstante previamente con lujo de detalles en doce numerales el Artículo 784 del C. de Co., disponer férreamente que proceden materialmente contra la acción cambiaria o de cobro judicial solamente las excepciones allí previstas, haciendo gala del axioma popular en cuanto que “toda regla tiene su excepción”, paradójicamente en este, su último numeral, abre la caja de Pandora para que el demandado pueda proponer cualquier tipo de excepción adicional tanto al participe de la relación negocial inicial, como frente a cualquier tenedor de mala fe, o de buena fe no exenta de culpa,  hasta el punto que,de manera doctrinal se ha venido haciendo una clasificación de esta clase de excepciones personales, en personales relativas, y personales reales o absolutas, que traeremos a relación a manera didáctica.

Lasexcepciones personales relativas, únicamente pretenden directa o indirectamente efectos entre las partes intervinientes en la relación jurídica negocial inicial que dio origen al titulo valor, obligando al demandado en ampararse en otra relación jurídica extraña al titulo que si bien es cierto no ataca al titulo como tal, si pretende poner en entredicho la relación del deudor frente a este, únicamente en  circunstancias atinentes a la exigencia de  pago que cambiariamente se hace, con la precisión que el calificativo de relatividad, se  otorga en cuanto que no extingue la relación cambiaria propiamente dicha, sino que eventualmente la modifica o aplaza, al permitir sanear los vicios de que ha adolecido, para luego volver a ser intentada,  siendo en consecuencia, enlistables a manera de ejemplo,  las excepciones personales relativas de “falta de entrega del título” o “entrega sin intención de hacerlo negociable”, “ compensación”, “falta de legitimación en la causa”,“enriquecimiento sin causa”, entre otras.

Las excepciones personales reales o absolutas, en cambio, no parten de relación jurídicas extrañas al titulo valor, sino parten de su misma esencia  atacándolo directamente en su creación deslindándose ocasionalmente del negocio causal, teniendo como objetivo la extinción de la relación cambiaria de tal manera que por lo menos ejecutivamente, no siendo subsanables los vicios que la afectan, no pueda volverse a intentar, destacándose entre otras las excepciones personales reales o absolutas de “prescripción”, “caducidad”, “integración abusiva”, “falsedad material”, “incapacidad”, “falta de causa”, “dolo”, “error”, “falta de consentimiento”, etc.

Es de notarse que eventualmente, el planteamiento de una excepción personal pudiere caber dentro de alguna de las listadas en cualesquiera de los doce numerales previos, lo que no significaría más que un error de técnica de adecuación, pero en momento alguno, al menos en nuestro medio, conllevaría sanción alguna, asi la aplicabilidad fuera manifiestamente ambigua o contraria a las prevenciones de este numeral en particular.

MÁS SOBRE

Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Siéntase libre de opinar

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces. Si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador. Por último, trate de no escribir en mayúscula sostenida, resulta muy difícil leerle.