Firmeza de la declaración de Iva que presenta saldo a favor cuando la declaración de renta no presenta saldo a favor

Por cuenta del artículo 705-1 del estatuto tributario, el término de firmeza para una declaración de Iva, será el mismo que el de la declaración de renta que corresponda al periodo de Iva en cuestión (Pareciera que los dos estuvieran “amarrados”), pero se puede dar el caso en que la declaración de Iva genere un saldo a favor y la de renta no, por lo que los tiempos de firmeza pueden ser distintos en caso que se solicite en devolución el saldo a favor de Iva. ¿Cómo se resuelve esta situación?

El artículo 705-1 de estatuto tributario señala un tiempo de firmeza para la declaración de Iva, y si esta arroja un saldo a favor y se solicita en devolución, entonces el artículo 705 del estatuto tributario contempla otro término de firmeza. ¿Cuál de los dos aplica?

Dejemos que sea la sección cuarta del Consejo de estado que resuelva esta cuestión, para lo cual transcribimos la parte pertinente de la sentencia 17428 del 5 de diciembre de 2011:

Ahora bien, cuando la declaración de renta no presenta saldo a favor y la declaración de ventas sí, para la Sala, el término de firmeza de la declaración de ventas se debe contar a partir de la presentación de la solicitud de devolución del saldo a favor, porque así lo dispone expresamente el artículo 705 del E.T. La facultad que puede ejercer la administración tributaria para modificar los denuncios de ventas y retención en la fuente en virtud de los hallazgos que pueda advertir cuando fiscaliza el denuncio de renta no se puede interpretar de manera restrictiva, puesto que la intención del legislador, precisamente, fue ampliar esas facultades. De manera que, así como cuando la declaración de renta presenta un saldo a favor, el término de firmeza se cuenta a partir de la solicitud de devolución de saldo a favor, tratándose de la declaración del impuesto sobre las ventas debe aplicarse la misma regla, independientemente de que eso implique que los términos de firmeza de la declaración de renta y venta corran de manera independiente cuando el denuncio de renta no contempla un saldo a favor y la de ventas sí.

Aquí prima la normativa particular, que en este supuesto, es la solicitud de devolución del saldo a favor, el cual tiene su propia reglamentación, que consiste en contabilizar el tiempo de firmeza desde la fecha en que se presenta la solicitud de devolución o compensación.

MÁS SOBRE

Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Siéntase libre de opinar

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces. Si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador. Por último, trate de no escribir en mayúscula sostenida, resulta muy difícil leerle.