Impuestos internacionales

Vivimos en un mundo globalizado con una economía globalizada y además digital, lo que implica que empresas y personas diariamente realicen múltiples operaciones y transacciones internacionales, transacciones que en muchos casos están afectadas por tributos que llamamos impuestos internacionales.

Toda operación trasnacional implica cumplir con alguna obligación tributaria, ya sea en el país que presta el servicio o en el que lo contrata,  o en el que vende la mercancía o en el que la compra, y es preciso tener claridad sobre esos aspectos para evitar inconvenientes  y realizar los procedimientos adecuados con el fin de que toda operación comercial se materialice sin contratiempos.

En materia tributaria internacional entran en juego impuestos sencillos como el impuesto a las ventas, renta, retención en la fuente y pago de aranceles o derechos aduaneros, hasta aspectos más complejos como precios de transferencia y tratados internacionales para evitar la doble imposición o doble tributación, por no mencionar las figuras y estrategias que se utilizan para hacer ingeniería fiscal y financiera invirtiendo en distintas jurisdicciones, que también hacen parte de la tributación internacional.

Realizar operaciones transaccionales implica lidiar con regulaciones impositiva de diferentes jurisdicciones, tanto si se importa  como si se exporta, lo que obliga a conocerlas para así mismo elaborar los planes de exportación o importación, puesto que las cargas impositivas internacionales tienen un efecto importante sobre el valor de mercado de las mercancías y servicios que se negocien, y no tenerlos en cuenta puede conllevar riesgos financieros y operativos que pueden causar traumatismos en el normal funcionamiento de las empresas.

Ahora, si el asunto no es importar o exportar sino invertir en otras jurisdicciones, la tarea es más compleja por cuanto es preciso hacer una planificación fiscal óptima para evitar pagar más de lo debido o poder pagar menos cuando la ley así lo permite, o para evitarse alguna investigación de las autoridades de impuestos, y esa planificación será exitosa en la media en que tengamos el suficiente conocimiento sobre cómo funciona la tributación internacional.

En ese orden de ideas en Gerencie.com nos proponemos  abordar el tema de tributación internacional, con el objetivo de ofrecer a nuestros lectores una herramienta poderosa para tomar decisiones sobre negocios internacionales.

Tenga en cuenta que hacer negocios internacionales no es exclusivo de grandes empresas, sino que cualquier mortal hoy puede importar o exportar cualquier producto o servicio desde la comodidad de su casa  u oficina haciendo uso del extendido comercio electrónico, y en algunos casos habrá que cumplir con alguna obligación tributaria internacional, o por lo menos conocer qué tratamiento debemos dar a un pago hecho al exterior o recibió del exterior, así que nuestro propósito es que usted encuentre aquí la información necesaria sobre estos temas.

MÁS SOBRE

Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Siéntase libre de opinar

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces. Si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador. Por último, trate de no escribir en mayúscula sostenida, resulta muy difícil leerle.