Ingresos a considerar para determinar la obligación de declarar

El artículo 15 de la ley 1429 de 2010 modificó los requisitos para que un asalariado (en su momento) estuviese obligado a declarar. No obstante, dicha norma fue derogada por el artículo 198 de la ley 1607 de 2012.

Con lo cual se  suscitó la discusión alrededor de saber  cuales eran los requisitos  para que una persona natural estuviese obligada a declarar. Si se trataba de 1.400 o 4.073 UVT. Y más allá de esa discusión, la pregunta que surgió es ¿Qué tipo de ingresos de deben computar para saber si se está o no obligado a declarar?

Para lo cual,  el parágrafo 1 del artículo 7 del decreto 2972 de 2013 (calendario tributario) señaló:

PARÁGRAFO 1°. Para efectos de establecer la cuantía de los ingresos brutos a que hacen referencia los numerales 2 de los literales a), b).y c) del' presente artículo, deberán sumarse todos los ingresos provenientes de cualquier actividad económica, con independencia de la categoría de persona natural a la que se pertenezca.

Es decir, que a juicio del decreto de vencimientos tributarios, el parágrafo 3 del artículo 593 del Estatuto tributario, no tenía cabida, es decir, no habría que excluirse ningún tipo de ingreso para efectos de determinar si se está o no obligado a declarar. Así lo reconoció a lo largo de toda la doctrina emitida durante el año 2014,  y especialmente en el reciente concepto 45542 de 2014.

No obstante, una vez finalizados los vencimientos tributarios para las personas naturales en razón a la declaración de renta y complementarios, la Dian mediante concepto 5852 de 2014 modifica su postura con el siguiente argumento:

Sin perjuicio de lo anteriormente señalado, el parágrafo 2° de esta norma señala que dentro de los ingresos que sirven de base para efectuar el cómputo a que se refiere este numeral no deben incluirse los correspondientes a la enajenación de activos fijos, ni los provenientes de loterías, rifas, apuestas o similares, previsión que se reitera en el parágrafo 2° del artículo 7° del Decreto 2972 de 2013.

Así las cosas, se revoca la respuesta dada al punto siete del Concepto 045542 del 29 de julio de 2014, para concluir que al momento de computar dentro de sus ingresos que determinan la obligación de declarar no se deben incluir los ingresos por enajenación de activos fijos y los provenientes de loterías, rifas, apuestas o similares.

Lo irónico, es que la previsión del parágrafo 2 del artículo 7 del decreto 2972 de 2013 no se hace en relación a la enajenación de activos fijos, sino específicamente a las ganancias ocasionales.  Como se puede observar:

PARÁGRAFO 2°. Para establecer la base del cálculo del impuesto sobre la renta por  cualquiera de los sistemas de determinación y declaración, no se incluirán los  ingresos por concepto de ganancias ocasionales, en cuanto este' impuesto  complementario se determina de manera independiente.

En conclusión, vía doctrina la DIAN reitera que el parágrafo 2 del artículo 593 del ET tiene plena vigencia, y que en consecuencias los conceptos allí señalados deben excluirse del cálculo para determinar si está obligado a declarar.

Que valioso hubiese sido un concepto oportuno y no después de haber culminado los vencimientos tributarios.

MÁS SOBRE

Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Siéntase libre de opinar

Una opinión
  1. manuel tapia calmet dice:

    estimados. me parece excelente la difusion de este progra y exponer experiencias en administrar negocios,personal

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces. Si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador. Por último, trate de no escribir en mayúscula sostenida, resulta muy difícil leerle.