Inicio de actividades gravadas para efectos de la periodicidad en el IVA

Con ocasión de la ley 1607 de 2012 los responsables del IVA ahora pasaron de tener un solo periodo de declaración de IVA (bimestral) a tener tres diferentes periodicidades, anual, cuatrimestral o bimestral, según la actividad y el monto de los ingresos del año anterior.

Ahora bien, el inciso segundo del parágrafo del artículo 600 del estatuto tributario señala que Cuando se inicien actividades durante el ejercicio, el período gravable será el comprendido entre la fecha de iniciación de actividades y la fecha de finalización del respectivo período de acuerdo al numeral primero del presente artículo.

A su vez, el decreto 1794 de 2013 en el parágrafo del artículo 24 señala:

“Parágrafo 1. Los nuevos responsables del impuesto sobre las ventas que inicien actividades durante el ejercicio deberán presentar su declaración y pago de manera bimestral, de conformidad con lo dispuesto en el inciso segundo del parágrafo del artículo 600 del Estatuto Tributario.”

En el caso de las personas jurídicas no hay ningún inconveniente, pues una vez iniciadas las actividades gravadas pasan a pertenecer al régimen común del IVA, y por ende declararían de forma bimestral.

El problema radica, en las personas naturales quienes realizando el hecho generador del impuesto, lo pueden efectuar bajo dos regímenes diferentes, el común y el simplificado. En este caso la pregunta que surge es ¿Cuándo se considera que inician actividades? Y en consecuencia ¿Cuál es el periodo gravable que le es aplicable?

Al respecto, la DIAN mediante concepto 8724 de marzo 20 de 2015, señaló que se consideran nuevos responsables del impuesto sobre las ventas a quienes inicien la actividad económica gravada durante el respectivo año gravable independientemente del año de constitución o de inscripción en el RUT.

Es decir que cuando alguien viene desarrollando el hecho generador del IVA, venta o prestación de servicios gravados, bajo el régimen simplificado, y pasa al régimen común no se está en presencia de un “nuevo  responsable”, y por ende no debe presentar su declaración de forma bimestral, sino que debe observar los ingresos del año anterior para determinar si debe declarar de forma anual, cuatrimestral o bimestral.

Dicha tesis, fue recientemente reiterada por la DIAN mediante concepto 00570 del 30 de mayo de 2016, donde señala:

“Ahora bien, si la empresa - objeto de análisis - es ejercida por una persona natural desde el año 2014 y sólo a partir del año 2016 se inscribe en el régimen común del impuesto sobre las ventas por haber superado el límite de ingresos brutos totales provenientes de la actividad de que trata el numeral 1o del artículo 499 del Estatuto Tributario; para la presente anualidad deberá determinar si le corresponde declarar y pagar el tributo bimestral, cuatrimestral o anualmente de conformidad con los ingresos brutos obtenidos en el año anterior, pues no se está en presencia de un nuevo responsable del IVA, en atención a lo señalado en el Concepto No. 008724 de 2015, pronunciamiento en el cual se coligió que “por nuevos responsables del impuesto sobre las ventas, debe entenderse aquellos que inician actividades durante el respectivo año gravable, que comportan la realización del hecho generador” (negrilla fuera de texto).”

MÁS SOBRE

Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Siéntase libre de opinar

Una opinión
  1. WILLD CARD dice:

    Buenos dias,

    Muchas gracias el articulo es claro en cuanto a la periodicidad, de una persona natural del regimen simplificado que se pasa al comun, por superar sus topes, la pregunta es, si se pasa en junio-2016 al comun, pero tiene activides de compra y venta desde enero de 2016, y debe presentar cuatrimestral por no ser nuevo responsable, puede presentar ivas del primer semestre en el 2do cuatrimestre, o no ?

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces. Si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador. Por último, trate de no escribir en mayúscula sostenida, resulta muy difícil leerle.