Instrumentos Financieros: Pasivos Financieros. Costo Amortizado (I)

El método del interés efectivo 

Para la valoración de los pasivos que no se llevan al valor razonable con imputación de  los cambios en los resultados, se utiliza el método del interés efectivo. Los principios del método del interés efectivo son iguales para los pasivos financieros que para los activos financieros que se llevan mediante este procedimiento.

Toda transacción financiera implica el intercambio de flujos de efectivo en el tiempo, realizado por las partes según el acuerdo correspondiente. Esto es, tanto para el prestamista como para el prestatario, el acuerdo puede sintetizarse en el derecho a recibir unos cobros y a realizar unos pagos a lo largo de la vida de la transacción. El interés efectivo es la tasa que iguala exactamente, en el momento de la emisión, los cobros y los pagos previstos a consecuencia de la misma, no obstante en las NIIF se describe como la tasa que iguala:

  1. Para los activos financieros, los cobros previstos con el valor contable del instrumento financiero de activo, y
  2. Para los pasivos financieros, los pagos previstos con el valor contable del instrumento financiero de pasivo.

Los pasos para realizar el cálculo de la tasa de interés efectivo, por parte del prestatario o emisor del pasivo financiero, son los siguientes:

  • Determinar el valor contable de la partida de pasivo implicada, que será igual, en el momento de reconocer la transacción, al valor razonable de la deuda menos los costos directamente atribuibles a la misma.
  • Determinar los pagos a realizar por intereses, si éstos son fijos, y estimarlos a partir de las condiciones actuales de los tipos de interés que sirvan como referencia en el mercado, en otro caso (debe tenerse presente que si se prevén pagos en función de otras variables no relacionadas con los intereses, se trata de derivados implícitos que se contabilizan por separado), teniendo en cuenta que los cambios a aplicar en el caso de pagos en moneda extranjera son los vigentes en la fecha del cálculo.
  • Determinar los pagos a realizar por la devolución del principal de la deuda, en el momento o momentos en que sean exigibles, contando con cualesquiera primas comprometidas, así como los costos de transacción correspondientes (por ejemplo de formalización de la cancelación de la deuda).

Este cálculo se puede hacer para cada instrumento, pero también pueden agruparse los pasivos financieros similares (por ejemplo todos los títulos de una emisión de bono o todos los préstamos que corresponden a un crédito sindicado).

En los casos donde no sea posible estimar fiablemente los flujos de efectivo, la entidad utilizará los plazos y condiciones contractuales, a lo largo del período del contrato.

En términos algebraicos, el procedimiento descrito en los pasos anteriores tiene la siguiente expresión. El valor contable de la deuda (VC0), en el momento del reconocimiento inicial, es igual al valor razonable de la misma (VR0) menos los costos de transacción (CT0) derivados de la emisión o asunción del pasivo financiero:

VC0 = VR0 – CT0

Por su parte, los intereses a pagar en efectivo cada periodo constituyen un flujo que se extiende  a lo largo de la vida de la transacción:

GI1 (e), GI2 (e), GI3 (e)…GI (e)t GI (e)n

En el momento del reembolso del principal, los flujos correspondientes son el valor de reembolso, o valor razonable final (VRn) y los costos de transacción que se deriven de la cancelación de la deuda (CTn), cuya suma será el valor final de la deuda (VFn).

VFn = VRn + CTn

De esta forma, el tipo –o tasa– de interés efectivo (ie) es el que iguala el valor contable inicialmente reconocido con el valor actual de los flujos por intereses y del valor final de la deuda:

MÁS SOBRE

Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Siéntase libre de opinar

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces. Si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador. Por último, trate de no escribir en mayúscula sostenida, resulta muy difícil leerle.