La deducción por provisiones en el CREE

Sin lugar a dudas, el concepto 011801 representó el comienzo de la discusión doctrinaria a gran escala del CREE, el hecho de que la deducción por provisión individual de cartera no fuese permitida en razón de las limitaciones de un decreto previamente establecido como el 187 de 1975 implicó que la DIAN tomará una decisión ¿o se ciñe de forma taxativa a ley o da un una serie de prerrogativas con el objetivo de que la transición del CREE no fuese tan traumática?

Por fortuna la segunda opción fue la acogida por la administración tributaria y es así como en el concepto 357 de 2014 en relación con la deducción de provisiones en el CREE se señala:

Normalmente, en materia fiscal, las provisiones no son deducibles porque en esencia no son gastos reales del contribuyente sino estimados. La ley tributaria, y en especial para efectos del impuesto sobre la renta para la equidad CREE el artículo 22 de la ley 1607 de 2012, permite en la depuración de la base gravable tomar algunas provisiones como deducibles y para ello remite expresamente a las normas del Estatuto Tributario, así consagra que se restan “las deducciones de que tratan los artículo 109 a 119, (,)…134 a 146… del mismo estatuto y bajo las mismas condiciones”.

Así entonces las provisiones para el pago de futuras pensiones (Art 112 ET), la provisión de deudas de dudoso o difícil cobro (Art 145 ET) y la provisión para deudas manifiestamente pérdidas o sin valor (Art 146 del Et), serán igualmente deducibles en el impuesto sobre la renta para la equidad CREE.

Por tal razón, el valor de estas provisiones que a partir del año gravable 2013 sean deducibles para efectos del impuesto sobre la renta y complementarios, se podrán detraer en la determinación de la base gravable del impuesto sobre la renta para la equidad CREE, siempre y cuando cumplan con los requisitos previstos en las normas vigentes. Ello por cuanto como anteriormente se señaló, la ley 1607 de 2013 permite su deducción “bajo las mismas condiciones” del impuesto sobre la renta y complementarios.

Por lo tanto, la provisión individual de cartera, la general y la de deudas manifiestamente perdidas, así como la provisión de pensiones, siempre que sean deducibles en el impuesto de renta tradicional será deducible en el CREE, a pesar de que se trate del primer año del impuesto, como versaba el concepto 011801 de 2014, el cual, entre otras, fue revocada en la parte relacionada mediante el concepto 357 de 2014.

Sin lugar a dudas, esta nueva postura representa un hito en la historia del acercamiento entre los contribuyentes y la administración tributaria.

MÁS SOBRE

Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Siéntase libre de opinar

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces. Si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador. Por último, trate de no escribir en mayúscula sostenida, resulta muy difícil leerle.