La parálisis por análisis

La llamada parálisis por análisis es uno de los problemas más cotidianos del mundo del emprendimiento, donde el emprendedor con el ánimo de minimizar el riesgo se obsesiona por los datos, los cuadros, los gráficos y los análisis impidiéndole hacer lo que tiene que hacer todo emprendedor: trabajar, ejecutar.

En nuestra sociedad se ha formado a las personas desde la más temprana edad para ser empleados: estudia para conseguir un buen empleo con un buen sueldo. Eso hará que su familia se sienta orgullosa y se oirá y verá sacar pecho cuando se dice “mi hijo trabaja en tal o pascual empresa”.

Esa cultura hace que se tenga cierta desconfianza hacia el emprendimiento, tanto de quien lo intenta alguna vez como de quienes le rodean. Esta situación empuja el emprendedor a ser dependiente de los datos y los análisis por que requiere justificarse matemáticamente a sí mismo y a los suyos.

Allí es cuando vienen interminables estudios de mercados y complejos análisis financieros y estadísticos en los que el emprendedor se gasta  un dineral y un tiempo valioso para que todo quede en una carpeta llenado de datos y ninguna ejecución. Las bibliotecas de las universidades están llenas de proyectos de ese corte.

Se olvida que muchas de las grandes empresas surgieron sin esos grandes análisis, fue simple intuición o lo que llamamos popularmente como olfato para los negocios.

Resulta pertinente aquí citar lo expresado por Steve Jobs cuando afirmó que a la gente no se le debía preguntar qué necesitaba, sino que se le debía decir qué era lo que necesitaba y ese fue uno de los pilares de su éxito que le permitió ofrecer productos novedosos.

Analizar las diferentes situaciones que se pueden presentar en la ejecución de una idea es válido, pero hay que tener en cuenta que nunca se tendrá la información suficiente que garantice tomar una decisión exenta de riesgo. En los negocios hay que decidir, y rápido, y claro que ello supone un riesgo, pero es más riesgo perder tiempo y dilatar la toma de decisiones por estar analizando más de lo necesario. Muchas veces sólo hay que decidir.

Es por ello que el emprendedor debe tener ciertas características que le permitan conocer de forma general el contexto en que se mueve su proyecto. Tener la realidad en su cabeza para que pueda decidir sin esperar a que los análisis le sugieran la decisión que se debe tomar.

MÁS SOBRE

Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Siéntase libre de opinar

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces. Si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador. Por último, trate de no escribir en mayúscula sostenida, resulta muy difícil leerle.