La verdadera Urna Cristal

Acaba de ser sancionada la reforma tributaria, la agenda presidencial indicaba que a la 9 am, se iniciaría el protocolo presidencial en la expedición de la ley.

Ahora bien, en palabras del Ministro de Hacienda, con esta reforma, la tributación empresarial llega a su máximo, y como consecuencia, muchos analistas invitaban a limitar los alcances de la regla fiscal, y aumentar el crédito o reducir el gasto.

De allí que antes de expedir la ley, el gobierno anunció un plan de austeridad que haría que 6 de los 12.5 billones que se necesitan se suplieran. Sin embargo, resulta que esta reforma básicamente no es para financiar el presupuesto, sino para reforzar otros programas.

Ahora bien, muchos colombianos estamos dispuestos a pagar impuestos en todos los niveles, siempre que se vea reflejado en la calidad de vida. Por ejemplo, con gusto los conductores pagarían un impuesto adicional, si la carretera por la que transitan estuviese en óptimas condiciones.

Muchos pagaríamos más aportes a la seguridad social si recetarán algo distinto al acetaminofén. Muchos pagaríamos una tasa inclusive del 60% si supiésemos que nuestros niños tendrán educación de excelencia.

De allí, que lo mejor que puede hacer el gobierno, es diseñar una herramienta de seguimiento a el impuesto pagado, al menos de las personas naturales, donde se les esté informando vía mensajes de texto o correos, cada aplicación en el gasto público que se efectúe con los impuestos pagados. Con eso, muchos podríamos hacer seguimiento a la labor específica que el Estado decidió efectuar con nuestros recursos.

Una de las herramientas que sirve para vigilar el gasto público, es  XBRL, que serviría para que los colombianos supiésemos cuánto gasta el Estado por rubros y terceros. Este ejercicio lo hizo el Ministerio de Hacienda años atrás, pero no ha vuelto a aplicarlo.

Quizá, mientras tengamos certeza del destino de nuestros recursos, con la aplicación de XBRL, al menos podamos seguir los rubros de convenios con entidades privadas, de cada una de los entes estatales, que al parecer son la vena rota de la Hacienda.

MÁS SOBRE

Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Siéntase libre de opinar

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces. Si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador. Por último, trate de no escribir en mayúscula sostenida, resulta muy difícil leerle.