¿Los bienes transferidos al fiduciario por medio del contrato de fiducia mercantil hacen parte de su patrimonio?

Pese a que cuando se celebra un contrato de fiducia mercantil al fiduciario se le transfieren una serie de bienes estos no hacen parte del patrimonio del fiduciario, ya que la transferencia de estos se hace única y exclusivamente con la finalidad de que este los administre o enajene cumpliendo así la labor encomendada por el fiduciante; los bienes fedeicomitidos forman un patrimonio autónomo de conformidad con lo establecido en el artículo 1233 del código de comercio, el cual señala lo siguiente:

“Para todos los efectos legales, los bienes fideicomitidos deberán mantenerse separados del resto del activo del fiduciario y de los que correspondan a otros negocios fiduciarios, y forman un patrimonio autónomo afecto a la finalidad contemplada en el acto constitutivo”.

Toda vez, que estos bienes no hacen parte del patrimonio del fiduciario, no podrán ser perseguidos por los acreedores de este, estos bienes solo garantizan las obligaciones que en virtud de la fiducia se contraen; si acaba el negocio fiduciario por cualquiera de las circunstancias establecidas en el código de comercio para ello ¿Qué pasa con los bienes que se encuentran en poder del fiduciario?

Respecto a los bienes que se encuentren en poder del fiduciario al momento de terminar el encargo, estos deberán ser restituidos al fideicomitente o a sus herederos, a menos que en el acto de constitución se haya señalado otra cosa.

En ningún caso los bienes del negocio de fiducia podían ser adquiridos de manera definitiva por el fiduciario por causa del contrato, y si las partes lo estipulan ¿podrá el fiduciario adquirir por causa del negocio jurídico los bienes objeto de la fiducia?

Cuando las partes de un negocio fiduciario señalen en este, que el fiduciario por causa del contrato podrá adquirir definitivamente los bienes fideicomitidos, toda estipulación al respecto será ineficaz de conformidad con lo señalado en el artículo 1244 del código de comercio.

Con el fin de evitar que por medio del contrato de fiducia se efectúen fraudes, estipulando que al momento de terminación del contrato los bienes pasen al fiduciario, el legislador plasmo la ineficacia del cualquier estipulación al respecto; en conclusión estos bienes pasan siempre que termine el negocio jurídico al fiduciante o si este fallece a sus herederos, pero ¿podrán pasar al beneficiario o fideicomisario?

Si en el contrato se estableció dicha circunstancia, pasaran los bienes que se encuentren en poder del fiduciario al beneficiario.

MÁS SOBRE

Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Siéntase libre de opinar

Una opinión
  1. Julio cesar Barragan. dice:

    Tengo varias inquietudes con respecto a la fiducia o beneficiario de area:
    la primera. yo compre mi apartamento sobre planos y lo pague de contado el dia de la entrega, aun asi sigue la figura de beneficiario de area, ¿esto en que me beneficia? No soy propietario, ya que en la escritura aparece como beneficiario de area mas no dice en ninguna parte que soy dueño de lo que compre.
    Si la fiducia se beneficia de administrar mis bienes que beneficio obtengo por dejar mis bienes a nombre de ellos?
    ¿Si se desea terminar "el encargo fiduciario que costos debo asumir?
    ¿es posible terminar el encargo fiduciario?

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces. Si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador. Por último, trate de no escribir en mayúscula sostenida, resulta muy difícil leerle.