NIIF 5 activos no corrientes mantenidos para la venta. Medición – Valoración y amortización

Por el contador público Wilson Morales

Para esta NIIF, es importante recordad que cuando se clasifica un activo no corriente mantenido para la venta, la clasificación debe ser justificada, de acuerdo a las consideraciones que trata esta NIIF, en su clasificación, objetivos y alcance, al igual que sus definiciones. Debido que al hacer esta clasificación se debe realizar una medición específica para estos activos no corrientes mantenidos para la venta, en función de la NIIF 5.

Según su medición Inicial la norma indica:

  • El valor en libros a la fecha de la reclasificación.

Y en la medición posterior:

  • se reconoce por el menor valor entre el costo neto en libros y el valor razonable menos costos de ventas
  • se deben reconocer perdidas de valor cuando haya disminuciones de valor en relación con el valor asignado.
  • Si hay incrementos posteriores de valor se reversa la perdida y se reconoce ganancias hasta el valor previamente reconocido como perdida.
  • Los activos no corrientes mantenidos para la venta no se deprecian, mientras estén clasificados en este grupo.

Es decir que en momento que la compañía decida trasladar un activo no corriente, por ejemplo propiedad planta y equipo, a un activo no corriente mantenido para la venta, deberá medirlo al menor entre el valor noto en libros y entre el costo o valor razonable neto,  este valor neto en libros será el valor del activo (sea por costo,  costo revaluado) menos las depreciaciones o deterioros, (si existen)  y el valor razonable será el precio de venta menos los gastos necesarios para su realización (NIIF 13). El menor de esos dos valores será el que se traslade como activo no corriente mantenido para la venta.

La norma establece que la entidad medirá los activos no corrientes (o grupos de activos para su disposición) clasificados como mantenidos para la venta, al menor de su importe en libros o su valor razonable menos los costos de venta.  Párrafo-15.    Y los clasificados como mantenidos para distribuir a los propietarios, al menor entre su importe en libros menos su valor razonable menos los costos de distribuciones. Párrafo 15ª.

“los costos de distribución son los costos incrementales directamente atribuibles a esta, excluyendo los costos financieros y el gasto por impuesto a las ganancias”.

Cuando se traslada un activo no corriente. (Que este dentro del alcance la NIIF 5), a activo no corriente mantenido para la venta, la entidad deberá realizar una valoración de cada uno de los activos que reclasificara, en la fecha de la transición para cumplir con los criterios establecidos en la NIIF 5.

Esta valoración se hará respecto a lo establecido.

  • Cuando se espere que la venta se produzca más allá de un periodo de un año, la entidad valorara los costos de venta por su valor actual. Cualquier incremento en el valor actual de esos costos de venta, que surjan de por el transcurso del tiempo, se presentara en el estado de resultado (párrafo 17)
  • Inmediatamente antes de la clasificación inicial del activo (o grupo de activos para su disposición) como mantenido para la venta, el importe en libros del activo (o de todos los activos y pasivos del grupo) se medirán de acuerdo con las NIIF de aplicación. (párrafo 18)
  • Al proceder a medir un grupo de activos para su disposición con posterioridad al reconocimiento inicial, el importe en libros de cualquier activo y pasivo que no entren dentro del alcance de los requisitos de medición en esta NIIF, pero que estén incluidos en un grupo de activos para su disposición clasificado como mantenido para la venta se determinara de acuerdo a las NIIF aplicables antes de volver a medir a valor razonable menos los costos de venta del grupo de activos para su disposición.

En el caso cuando la entidad  espera que la venta este más allá del periodo de un año, la empresa valorar el costo de venta a valor actual, deberá hacer un ajuste a valor presente de los flujos de caja que están superior a un año, aunque se entiende que los activos no corrientes mantenidos para la venta, no puedes estar clasificados  en este grupo por más de doce meses, pero la misma norma una excepción en el párrafo 9, cuando existen hechos y circunstancias que podrían alargar la venta de un activo, pero esto siempre y cuando existan las evidencias suficientes de que la entidad mantiene su plan de venta y demás condiciones según el mismo párrafo 9.

A continuación con la medición y valoración de estos activos no corrientes mantenidos para la venta, según el reconocimiento y revisión de las perdidas por deterioro,  según el párrafo 25 de la NIIF 5,  establece que la entidad no depreciara (o amortizara) el activo no corriente mientras este clasificado como mantenido para la venta, o mientras forme parte de un grupo de activos para su disposición clasificado como mantenido para la venta. No obstante, continuara reconociéndose tanto los intereses como los gastos atribuibles a los pasivos de un grupo de activos para su disposición que hayan clasificado como mantenidos para la venta.

MÁS SOBRE

Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Siéntase libre de opinar

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces. Si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador. Por último, trate de no escribir en mayúscula sostenida, resulta muy difícil leerle.