Optimización básica de su sitio Web

Una vez has montado tu sitio y empieza a funcionar (es decir, se sirve correctamente a los usuarios, aunque sea con páginas estándar), toca el turno de empezar a optimizarlo y prepararlo para que, de ahora en adelante, los usuarios que lleguen al sitio web, se encuentren con la web de tu negocio tal y como tú te la imaginas.

De ahora en adelante, vamos a limitarnos a hablar de WordPress, ya que es el CMS más utilizado y cómodo, y porque, por razones de espacio, no podemos detenernos a tratar WordPress y PrestaShop a partes iguales. No obstante, debes saber que lo explicado para WordPress, aplica también para PrestaShop, aunque pueda variar la forma en que se lleva a cabo.

Cuestiones generales

En primer lugar, debes acudir a tu Panel de Administración de WordPress a través de tudominio.com/wp-admin e ir a “Ajustes”. En esta sección tienes los ajustes generales de tu sitio web. Aquí deberás colocar el título de tu sitio, una breve descripción, indicar el idioma en el que quieres que se muestre la web, etc.

Después, acude a la sección de “Enlaces permanentes” dentro de “Ajustes”, y selecciona la opción “Nombre entrada” (explicaremos la funcionalidad de esto en los artículos sobre SEO, pero, por el momento, con que lo actives será suficiente).

Estos son los ajustes que deben aplicarse a cualquier sitio web antes de empezar. Ahora, puedes seguir revisando otras características dentro de la sección de Ajustes, con la regla básica de que, si no entiendes algo, no lo toques.

Una vez hayas configurado todo lo relativo a los ajustes generales, ve a la sección “Plugins”. En esta sección es donde se instalan los plugins, que son pequeñas aplicaciones que se integran en WordPress y lo dotan de nuevas funcionalidades. WordPress trae algunos por defecto, y son completamente innecesarios.

A excepción de “Akismet”, borra los otros dos. En cuanto a Akismet, deberás activarlo y pulsar en “Ajustes” (debajo del nombre del plugin). Te pedirá que actives tu cuenta en Akismet. Es un proceso sencillo, donde solo deberás seguir los pasos. Este plugin es completamente gratuito y te servirá para que no recibas spam en tu sitio web (algo muy importante, que explicaremos a su debido tiempo, cuando hablemos de SEO).

Por último, acude a “Páginas” y borra la página que viene por defecto. Después, acude a “Entradas”, y borra la entrada que viene por defecto.

El diseño

Tras esto, debes elegir el diseño para tu sitio. WordPress trae algunos temas o plantillas (themes ) por defecto, pero están orientados a sitios web con características de blog. Para la mayoría de negocios se requieren otro tipo de diseños. En ThemeForest puedes encontrar una gran variedad, y con precios relativamente bajos (y, aunque yo no te voy a explicar cómo hacerlo, te diré que puedes encontrarlos gratuitamente por internet).

Una vez hayas encontrado el theme que más te guste, acude a “Apariencia” y, dentro de Apariencia, a la sección de “Temas”. Pulsa en “Añadir nuevo” (en la parte superior) y en “Subir tema” (también en la parte superior). Desde allí, carga en archivo .zip con tu theme, y pulsa en instalar. Una vez hayas instalado el theme en cuestión, puedes borrar el resto de themes que aparecen como disponibles, ya que no les darás uso.

Ahora, te tocará configurar el theme que hayas instalado. Aquí no puedo guiarte, porque cada theme es diferente y cuenta con características propias. El único consejo que puedo darte es que pruebes todo lo que quieras (aunque ello implique “destrozar” el sitio web -al fin y al cabo, con borrar el theme y volver a subirlo, todo volverá a estar bien), y vayas comprobando cómo queda en la versión definitiva.

Los plugins

Ahora vuelve a la sección de Plugins. Hay algunos que instalar. Para hacerlo, pulsa en “Añadir nuevo”, y busca e instala los siguientes plugins (son gratuitos y están disponibles desde el buscador interno de WordPress): Google XML Sitemaps, WP No Category Base, y All In One SEO Pack.

Dependiendo de las características de tu sitio web y del servicio que quieras prestar, deberás instalar algunos otros. Sin embargo, estos son los básicos con los que toda web debería contar.

El primero, permite crear un Sitemap (mapa del sitio) que sea fácil de leer para Google, lo cual implica mejor indexación y mejor posicionamiento (si no entiendes lo que esto significa, tranquilo, cuando abordemos el tema del SEO, se explicará detenidamente). El segundo, te permitirá tener enlaces más limpios y fáciles de leer. El tercero, te permitirá optimizar tu sitio web de cara al SEO (explicaremos su configuración en posts posteriores acerca de SEO).

Las categorías

Tras haber instalado los plugins, es el momento de crear las categorías de tu sitio web. Nuevamente, cada web es un mundo, y no te puedo guiar en cómo crear las categorías. Sin embargo, hay algunos consejos que son válidos en todos los casos.

El primero, es que no formes una maraña excesivamente grande de categorías y subcategorías, ya que eso dificulta la navegación, y los usuarios se frustran al no encontrar lo que desean.

El segundo, es que debes tener claro qué es lo que vas a ofrecer en tu sitio web, y organizar la información en categorías que sean lógicas y sensatas. Esto es bueno tanto para tus usuarios, como para Google, y, en consecuencia, es bueno para ti.

El último consejo es que, antes de ponerte a crear las categorías, dibujes en un folio un pequeño mapa de tu sitio, y tengas claro qué tipo de información vas a ofrecer y cómo debería estar organizada (es decir, categorizada), eso te ayudará a crear las categorías adecuadas para tu sitio.

Una vez lo tengas claro, acude a la sección “Entradas”, y, dentro de esa sección, a “Categorías”. Allí puedes crear las diferentes categorías, indicando el nombre de la misma, el slug (la parte de la dirección web que indica la categoría), y la descripción.

Lógicamente, una vez que tengas creadas las categorías, deberás empezar a introducir el contenido que quieres que la gente vea cuando acuda a tu sitio web: los diferentes productos que tienes a la venta, el servicio que ofreces, los precios, la información de la empresa, la información de contacto, etc. Todo eso se realiza desde las secciones de “Entradas” y “Páginas”, y se incluyen dentro de las categorías que previamente has creado.

Con esto, tu sitio web contará con las características adecuadas para tu negocio, y servirá los contenidos que vayas publicando en ella de forma propia. Aunque hay muchos elementos que tendrás que ir reformando con el paso del tiempo y a medida que vayas adquiriendo conocimientos, con esta optimización básica estás más que preparado para lanzarte al mundo de internet.

En el próximo artículo hablaremos de qué conocimientos hay que tener para que tu sitio web no sea un completo desconocido para el resto del mundo, ya que, con lo que hemos hecho hasta ahora, tu sitio está disponible, pero no lo conoce nadie más que tú.

MÁS SOBRE

Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Siéntase libre de opinar

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces. Si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador. Por último, trate de no escribir en mayúscula sostenida, resulta muy difícil leerle.