¿Para revocar de manera directa un acto administrativo de carácter particular expedido por medios ilegales se requiere consentimiento del particular?

La ley 1437 de 2011 es clara al señalar que para poder revocar de manera directa un acto administrativo en el cual se haya fundado o reformado una situación jurídica de carácter particular y concreta, o se haya dado reconocimiento a un derecho de tal categoría, es indispensable obtener el consentimiento del particular titular del respectivo derecho.

Además del consentimiento del titular del derecho plasmado en el acto administrativo que se pretende revocar, es necesario que dicho consentimiento reúna ciertas características especiales, las cuales consisten: en que este debe ser previo a que se efectué la revocatoria, inequívoco por ende debe constar por  escrito y de manera expresa manifestarse.

Surge entonces el interrogatorio ¿si es necesario el consentimiento del particular cuando la administración considera que el acto ocurrió por medios ilegales o fraudulentos?

El decreto 01 de 1984 código contencioso administrativo recientemente derogado, al respecto establecía la posibilidad de que la administración revocara un acto administrativo particular cuando determinara que este ocurrió por medios ilegales; podía revocarlo sin que se requiriera para ello consentimiento alguno del particular, sin embargo,  era necesario que fuera evidente, es decir, que se notara de bulto que el acto había ocurrido por medios ilegales.

Pese a que esta medida era garantista del ordenamiento jurídico, no era del todo imbatible en el sentido que era la administración la que determinaba cuando se daba la evidencia de los medios ilegales como móviles de la expedición del acto administrativo de carácter particular, lo cual podría prestarse para arbitrariedades.

En la actualidad la ley 1437 de 2011 código de procedimiento administrativo y de lo contencioso administrativo en su artículo 97, cambio lo establecido por el decreto 01 de 1984 derogado, ya que aunque el acto haya ocurrido por medios ilegales o fraudulentos, para que este pueda ser revocado de manera directa ya sea por la autoridad que lo haya expedido o por sus inmediatos superiores, es necesario que previamente se haya solicitado el consentimiento del particular interesado.

Entonces es claro, que aunque el acto administrativo de carácter particular haya ocurrido por medios ilegales o fraudulentos,  la administración no podrá revocarlo sin el consentimiento previo, expreso y escrito del particular titular del derecho, cuando no se obtenga dicho consentimiento el paso a seguir es demandar el acto ante la jurisdicción contenciosa administrativa.

MÁS SOBRE

Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Siéntase libre de opinar

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces. Si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador. Por último, trate de no escribir en mayúscula sostenida, resulta muy difícil leerle.