Para solucionar la crisis hay que primero vencer el miedo

Inicio » Economía y finanzas. » (12 / 02 / 2009 )

El miedo, la falta de confianza, es el elemento que hace más difícil salir de la crisis, económica y de hecho puede hacer que permanezcamos en crisis por más tiempo de lo debido.

Mucho se habla de la pérdida de billones de dólares en el sistema financiero y por parte de cientos de empresas.

Si bien eso es cierto, el dinero no ha desaparecido, está en algún lado, sólo que no está en manos de quienes lo perdieron, naturalmente.

Dinero si hay. El sistema financiero norteamericano tiene en su bolsillo miles de millones de dólares de la ayuda recibida del gobierno, sólo por citar un ejemplo. Lo que sucede es que quienes tienen el dinero, por la misma crisis, tienen miedo de sacarlo, de invertirlo, de gastarlo.

Las empresas están sufriendo un gran problema de liquidez, puesto que la sociedad ha dejado de consumir, algunos porque no tienen dinero, otros porque les da miedo gastarlo.

En tiempos de crisis, quien tiene dinero prefiere protegerlo para no perderlo, o simplemente porque considera que lo necesitará más adelante para poder sobrevivir, lo cual es una trampa que impide a la economía dinamizarse, hay parálisis por falta de liquidez habiendo dinero, una paradoja sin duda alguna.

Es lo mismo que le pasa a los bancos. Los bancos sí tienen dinero, lo que pasa es que les da miedo prestarlo porque consideran que debido a la crisis existe un alto riesgo de perderlo, y con lo que les ha pasado, razón tienen en estar temerosos.

Dinero si hay, lo que no hay es confianza. El consumidor, el inversionista, el empresario y los bancos están temerosos, de modo que prefieren guardarse su dinero.

La crisis empezará a ceder cuando la gente, los inversionistas y los empresarios pierdan el miedo, cuando ganen confianza, de modo que todo debe estar encaminado a recuperar esa confianza.

Temas relacionados

Siéntase libre de opinar


En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces. Si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador. Por último, trate de no escribir en mayúscula sostenida, resulta muy difícil leerle.