¿Qué es el bootstrapping?

El bootstrapping es una de esas nuevas palabras que se han puesto moda en los negocios. Significa utilizar sus propios recursos y gestionar de forma eficaz su flujo de efectivo para generar internamente los fondos que necesita para desarrollar su negocio. En otras palabras, el bootstrapping significa emprender solo contando con los recursos propios y que están al alcance.

Una de las ventajas de esta manera de emprender es que el emprendedor mantiene todo el control de su negocio, al no tener que solicitar la participación de business angel ni formar una sociedad.

Sin embargo, este tipo de emprendimiento requiere disminuir las expectativas inmediatas del negocio para centrar los esfuerzos en desarrollar la idea o acción, con el fin de reinvertir los ingresos generados por la actividad en los avances del negocio.

Un principio básico de este modelo basado en la autofinanciación es, precisamente, que es necesario reinvertir todos los recursos generados en el negocio para tratar de mejorar el producto o servicio, lo que supone tener que renunciar a los beneficios generados desde el primer momento hasta conseguir consolidar el proyecto en el mercado. Por tanto, el emprendedor debe disponer de otra fuente de ingresos.

De dónde viene el término bootstrapping

Guy Kawasaki explica en un escrito en el año 2006: “Podría explicar casos en los que tener demasiado dinero es peor que tener poco para un gran número de empresas- aunque claro que algún día me gustaría dirigir un anuncio de la Super Bowl. Hasta que ese día llegue, la clave del éxito es el Bootstrapping. El origen de la palabra inglesa “bootstrapping” viene de una leyenda germánica del Barón Münchausen, que explica que consiguió salir él solo fuera del mar tirando de sus “bootstraps”.

Los bootstrap son los cordones de la botas. Por eso Bootstrapping es un término especialmente adecuado para el emprendedor. Actualmente, se explica diciendo que, ante pregunta que se hace todo emprendedor relacionada con de dónde saldrá el dinero para iniciar un proyecto, se responde de la misma manera que cuando uno se pone un zapato: ¡pues yo mismo!

MÁS SOBRE

Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Siéntase libre de opinar

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces. Si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador. Por último, trate de no escribir en mayúscula sostenida, resulta muy difícil leerle.