Retención en la fuente a trabajadores independientes (IV)

La última entrega resumirá el cuarto elemento esencial del mecanismo de retención en la fuente como es la tarifa, inicio resaltando que a partir del año o periodo gravable 2013 existen tres tipos de tarifas de retención aplicable a los trabajadores independientes: 1. La tabla de tarifas marginales y progresivas del artículo 383 del Estatuto Tributario, 2. Las tarifas tradicionales del 4%, 6%, 10% y 11% y 3. La tabla de tarifas mínimas del artículo 384 ibídem.

Tarifa 

Primer cambio: Antes la tabla de tarifas marginales y progresivas únicamente aplicaba para los asalariados, después de la reforma tributaria (Ley 1607 de 2012) y su respectiva reglamentación la tabla se deberá aplicar a las personas naturales pertenecientes a la categoría tributaria de empleado, dentro de la cual se pueden clasificar los trabajadores independientes.

Segundo cambio: Con la derogatoria del artículo 13 de la Ley 1527 de 2012 (artículo 198 de la Ley 1607 de 2012) se retorna a la aplicación de las tarifas tradicionales para los pagos o abonos en cuenta cuyo beneficiario no pertenezca a la categoría tributaria de empleado, es decir para los trabajadores independientes clasificados como otros contribuyentes.

Tercer cambio: El legislador de 2012 crea a partir del 1 de abril de 2013 la tarifa mínima de retención aplicable a “...ii) pagos o bonos en cuenta a trabajadores que presten servicios personales mediante el ejercicio de profesiones liberales o que presten servicios técnicos que no requieran la utilización de materiales o insumas especializados o de maquinaria o equipo especializado, que sean considerados dentro de la categoría de empleado de conformidad con lo dispuesto en el artículo 329 del Estatuto Tributario, únicamente cuandosus ingresos totales en el año gravable inmediatamente anterior, sean iguales o superiores a cuatro mil setenta y tres (4.073) UVT, independientemente de su calidad de declarante para el periodo gravable en que se efectúa.”[1] (Subrayado fuera de texto)

Es decir se deberá aplicar la tarifa mínima de retención a los trabajadores independientes clasificados en la categoría tributaria de empleado cuyos ingresos totales del año gravable anterior sean iguales o superiores a 4.073 UVT, por lo tanto los trabajadores que no cumplan con esas dos condiciones no estarán sometidos a dicha tarifa.

Otro de los aspectos importantes para tener en cuenta es el señalado en el inciso 4 del artículo 1 del Decreto 1070 de 2013 “Las personas naturales residentes cuyos ingresos no provengan de una vinculación laboral, o legal y reglamentaria estarán sujetas a la retención mayor que resulte de aplicar la tabla del artículo 383 y la tabla del artículo 384 del Estatuto Tributario, independientemente de si son declarantes o no, salvo que entreguen a su contratante la información a que se refiere este artículo y se determine la clasificación de acuerdo con dicha información.”

Por último cabe anotar que la tarifa mínima de retención en la fuente para empleados  tiene como finalidad señalar un tope al valor a retener mensualmente, él cual no podrá ser inferior al mayor valor entre la retención resulte de aplicar la tabla del artículo 383 y la del 384 del Estatuto Tributario.


[1] Aparte del inciso 2 parágrafo 4 artículo 3 del Decreto 0099 de 2013

MÁS SOBRE

Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Siéntase libre de opinar

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces. Si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador. Por último, trate de no escribir en mayúscula sostenida, resulta muy difícil leerle.