¿Sirve bajar los impuestos a la nómina? Experiencia PERÚ

La semana pasada, el dentro de investigaciones para el desarrollo  de la universidad nacional realizó el debate: La reforma tributaria de santos ¿equidad o privilegios? El evento tuvo expositores de la talla de Natasha Avendaño, Stefano Farné, Julio Roberto Piza y Juan Mario Laserna. Es decir tanto la gobierno, el legislativo y la academia tuvieron participación en el debate.

Todos los temas tratados son de suma importancia. Sin embargo, hubo uno en especial, y fue el análisis que realizó el Profesor Stefano Farné, sobre la experiencia internacional en la reducción de impuestos. Dentro de su análisis explico los efectos de la reducción de impuestos a la nómina en la Unión europea, Argentina, Turquía, Suecia, Finlandia, Chile y Finalmente Perú. Este último,  con una variedad de cambios que vale la pena desarrollar.

En 2003 entró en vigencia la Ley 28015, de Promoción y Formalización de la Micro y Pequeña Empresa, cuyo propósito era promover la competitividad, la formalización y el desarrollo de las micro y pequeñas empresas peruanas. Dicha ley y el sucesivo Decreto

Legislativo 1086 de 2008 dieron vida a un régimen laboral especial para las empresas de hasta 10 trabajadores –microempresas- y un régimen laboral especial intermedio para las empresas de hasta 100 trabajadores –pequeñas empresas. Inicialmente los dos regímenes tenían un carácter temporal que en 2008 se transformó en permanente. En el caso de las microempresas el nuevo régimen laboral implicó un recorte de los costos Laborales extrasalariales de más de 50 puntos porcentuales. A pesar de la notable baja, los resultados obtenidos estuvieron muy por debajo de los pronosticados. El mismo Ministerio de Trabajo reconoció que “no se puede señalar que el régimen laboral especial creado por la Ley 28015 ha sido un régimen efectivo, dado que en 5 años y dos meses, registró a un total de 48.162 empresas y 84.261 trabajadores” (Ministerio de Trabajo de Perú, 2009: 21)[1]

Pero cuales fueron los principales cambios que realizo Perú en estas reformas respecto del régimen laboral y su carga prestacional. El cuaderno de trabajo Numero 14 del Observatorio del Mercado de Trabajo y Seguridad Social de la  Universidad Externado de Colombia en un pie de página  (Pág. 15)[2] resalta los principales cambios realizados en El vecino País:

  • Con respecto al régimen laboral general, los trabajadores de las microempresas pierden el derecho al sobrecargo por trabajo nocturno (si éste es habitual),
  • pierden el derecho a dos sueldos anuales por concepto de gratificaciones, (Lo que conocemos en Colombia como las primas)
  • pierden el derecho a la compensación por terminación de servicio, (cesantías en el caso colombiano)
  •  a las asignaciones familiares por hijos dependientes
  • pierden el derecho y a un seguro de vida.
  •  Las vacaciones se reducen a la mitad
  •  la indemnización por despido arbitrario se redujo a un tercio
  • Además, las microempresas están exentas de pagar el seguro complementario de trabajo de riesgo
  • están exentas de pagar la contribución al Servicio Nacional de Adiestramiento en Trabajo Industrial. (SENA caso Colombia)
  •  Finalmente, el empleador puede optar por afiliarse y afiliar a sus trabajadores al régimen contributivo de salud (EsSalud) o a un régimen semisubsidiado por el Estado (SIS)

En un artículo anterior nos preguntamos sobre la ley 1429  si se  justificaba asumir  un costo fiscal del $79.766 millones por la disminución en dos puntos porcentuales en desempleo y  si obedecía esta disminución del desempleo necesariamente a los beneficios tributarios otorgados mediante la ley.

Ahora, con  tan solo seis meses de aprobada la reforma tributaria, nos podemos repetir los interrogantes una vez observada la experiencia de Perú ( cinco años con un  50% en alivios tributarios para crear un poco menos de 85.000 empleos?.  En mi opinión la repuesta la tiene el  Ex ministro de Hacienda de EEUU Paul O´neill quien dijo:

“yo nunca hice una decisión de inversión productiva sobre la base de alivios tributarios y creo que los buenos y verdaderos empresarios tampoco hacen sus decisiones de inversión fundamentados en los sesgos temporales provenientes de dichos alivios tributarios”

[1] ¿Bajar los impuestos al trabajo genera empleo?

[2] Cuadernos de trabajo Universidad Externado de Colombia

MÁS SOBRE

Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Siéntase libre de opinar

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces. Si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador. Por último, trate de no escribir en mayúscula sostenida, resulta muy difícil leerle.