Sustitución pensional para padres cuando éstos tienen ingresos propios pero no son suficientes para cubrir las necesidades de su hogar

Si bien no se exige dependencia absoluta, la dependencia no debe obedecer a la necesidad de cubrir obligaciones de personas que la ley no ha clasificado como beneficiarias de quien reclama la pensión. 

En un comentario que hicimos recientemente en este espacio, destacábamos que buena parte de las dificultades económicas que viven muchos pensionados, obedece a que su pensión se ha convertido también en  fuente de subsistencia de hijos mayores que crecieron y se quedaron en el hogar viviendo de la pensión de sus padres, de nietos que sus padres dejaron en manos de sus abuelos para que éstos los criaran y educaran, de sobrinos que se le arrimaron al pensionado, etc., 

Señalábamos igualmente que en ese caso cualquier pensión, por alta que fuere, podía terminar siendo insuficiente para atender semejante carga.

Hoy queremos retomar el tema pero visto ya desde otro ángulo: el propósito de algunos pensionados de querer alargar la pensión más allá de los límites que la ley ha previsto para ella. Un primer caso ilustrativo de esa situación lo constituye el hecho de que algunos pensionados, pensando en ayudar a sus hijos, y más concretamente a sus nietos, acuerdan con aquellos la adopción de éstos, lo que conlleva a que a la muerte del pensionado el nieto o los  nietos adoptados reclamen la sustitución de la pensión, y de esa manera el pago de ésta se extienda  por 20 o 25 años más allá de la vida del pensionado original, lo cual como es apenas natural afecta sensiblemente las finanzas de un sistema que según lo pregona el gobierno, está a punto de colapsar.

Ahora bien, para ilustrar el tema a que se refieren el título y el subtítulo de esta columna, vamos a guiarnos por el siguiente caso que ocupó la atención de la Corte suprema de Justicia, el cual está desarrollado en la sentencia SL1699-2016, Radicación No. 49306 del 09 de febrero de 2016, M.P. Dr. Luis Gabriel Miranda Buelvas.

Margarita y Óscar demandaron al ISS, hoy Colpensiones, y a Interconexión Eléctrica S.A. E.S.P. “ISA”, para que fueran condenadas al reconocimiento y pago de la sustitución pensional a que consideraban tener derecho por el fallecimiento de su hijo Orlando, de quien -según dijeron- dependían económicamente, toda vez que si bien Oscar recibía una pensión por el equivalente a dos salarios mínimos, esos ingresos no eran suficientes por cuanto los demandantes  tenían a su cargo el sostenimiento de tres nietos a quienes su tío Orlando ayudaba económicamente.

En resumen, la situación de describieron los demandantes es la siguiente:

Que su hijo Orlando falleció el 29 de septiembre de 2002; que al momento de su muerte éste se encontraba pensionado por “ISA”; que ésta lo tenía afiliado al ISS para los riesgos de invalidez, vejez y muerte, que para la fecha del deceso aquél había cotizado 1742 semanas, contaba con 54 años de edad y percibía la pensión de jubilación que le había reconocido “ISA”en forma anticipada, que a la fecha del deceso el causante se encontraba cotizando al ISS; que éste les negó la pensión de sobrevivientes argumentando que no dependían económicamente de su hijo Orlando; que igual determinación había adoptado la empresa demandada con base en la investigación administrativa que adelantó el ISS; que los funcionarios del Seguro Social no tuvieron en cuenta que para la fecha en la que falleció su hijo, en el hogar se sufragaban gastos que sin el aporte del causante no era posible satisfacer, y que según la Corte Constitucional no se requiere que la dependencia sea total y absoluta.

El Seguro Social se opuso a las pretensiones de los demandantes, y si bien admitió la mayoría de los hechos, aclaró que la pensión les fue negada a los demandantes por no depender económicamente del finado, pues el actor, o sea Oscar, era pensionado del ISS. En igual sentido se pronunció la otra entidad demandada.

El Juez de primera instancia condenó al ISS a reconocer y pagar a los accionantes la pensión de sobrevivientes, y a continuar pagándola con los incrementos legales, las mesadas adicionales y los intereses moratorios.

Las demandadas apelaron la sentencia y el Tribunal la  REVOCÓ, y en su lugar las absolvió de todas la pretensiones.

Precisó el Tribunal que el problema a resolver se contraía a establecer la dependencia económica de los demandantes respecto de su hijo fallecido, la cual el juez había encontrado demostrada.

El Tribunal consideró que las pruebas recaudadas no ofrecían la credibilidad necesaria para concluir que el apoyo brindado por Orlando a sus padres tuviera la calidad de indispensable, pues el padre recibía una pensión y poseía vivienda propia, circunstancias que lo hacían independiente económicamente, pues la obligación que éste tenía era  frente a su esposa.

Que si se aceptara que los accionantes tenían a su cargo tres nietos, debía tenerse en cuenta que esa obligación no podía trasladarse al fallecido, pues conforme a la ley, los sobrinos no son beneficiarios de la pensión de su tío,  y que si bien los menores están a cargo de su abuelo, esa circunstancia no es suficiente para determinar el otorgamiento de la pensión reclamada. Es decir, que los sobrinos no tienen vocación legal para acceder a la pensión del tío, y que el hecho de que el abuelo tuviera a su cargo el sostenimiento de los nietos no tenía el alcance jurídico necesario para obligar a las demandadas a reconocer la pensión solicitada.

Inconformes con la decisión del Tribunal, los demandantes interpusieron el recurso de casación.

En su demanda de casación los demandantes señalaron que si bien no se discute que los tíos no tienen obligación alimentaria para con los sobrinos, en el presente caso debe analizarse que al asumir el padre del causante la obligación de sus nietos, el aporte del finado resultaba definitivo para mantener condiciones dignas de existencia propias y las de su cónyuge, pues esa carga le resultaba muy onerosa que exigía aportes complementarios suministrados por Orlando, hecho este en el que radicaba la importancia de la ayuda que según la jurisprudencia de la Corte Suprema de Justicia genera dependencia económica, cumpliéndose así con este requisito para acceder a la pensión de sobrevivientes.

Dijo que en su decisión se había equivocado el Tribunal, porque la ayuda del hijo fallecido concurría con el aporte del actor a la manutención del hogar del que hacían parte menores de edad.

Al hacer el estudio correspondiente, la Sala de Casación Laboral de la Corte Suprema de Justicia señaló que frente a la afirmación del censor en cuanto que por tener a su cargo los demandantes a tres de sus nietos menores de edad, circunstancia que en su sentir tornaba en insuficientes los ingresos provenientes de la pensión de vejez, siendo indispensable por este motivo el aporte que les daba el causante, es lo cierto que ni el artículo 47 de la Ley 100 de 1993, ni la reforma introducida por la Ley 797 de 2003, incluyó en el orden de beneficiarios de la pensión de sobrevivientes a los sobrinos, ni tampoco refleja que por tener los beneficiarios del causante otras personas a su cargo (sus nietos), la dependencia económica se torna en inexorable, como lo pretendía infructuosamente la censura.

Conclusión: la Corte no casó (no anuló) la sentencia acusada.

MÁS SOBRE

Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Siéntase libre de opinar

2 Opiniones
  1. Mireya Arévalo dice:

    Buenas dias Doctor Alonso Riobó Rubio.
    Agradezco a Usted por esta pagina, porque nos ayuda a todos los que tenemos dudas . Dios lo siga bendiciendo para que siga llevando luz a través de sus respuestas.
    Mi pregunta es la siguiente: Mi cuñado (quien era pensionado de Colpensiones) murió hace un año. El tiene esposa dos hijos del matrimonio y uno estramatrimonial. El estaba haciendo un reclamo porque la pensión le había quedado mal liquidada y a los pocos dias de la muerte de mi cuñado salió que le habían dado respuesta positiva para reclamar ese dinero (Colpensiones aún no ha sacado la resolución). Mi pregunta es este dinero le corresponde solamente a la viuda o también le corresponde a los hijos y si le corresponde también a los hijos , hay que hacer juicio de sucesión?

    Le quedo altamente agradecida, por su pronta respuesta.

    • Alonso Riobó Rubio dice:

      Como se me hace que su pregunta es bastante interesante, en los próximos días hablaré del tema en un editorial.

      Cordial saludo,

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces. Si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador. Por último, trate de no escribir en mayúscula sostenida, resulta muy difícil leerle.