Tercer Análisis del decreto 2418 de 2013, contratos de construcción de obra publica

El artículo segundo del decreto 2418 de 2013 modificó el inciso segundo del artículo 5 del decreto 1512 de 1985, y dispuso:

Artículo 2. Modifíquese el inciso segundo del artículo 5del decreto 1512 de 1985, el cual quedará así:

"Cuando el pago o abono en cuenta corresponda a contratos de construcción o urbanización, la retención prevista en este artículo será del dos por ciento (2.0%). Cuando el pago o abono en cuenta corresponda a la adquisición de vehículos la retención prevista en este artículo será del uno por ciento (1.0%).

Cuando el pago o abono en cuenta corresponda a la adquisición de bienes raíces cuya destinación y uso sea vivienda de habitación, la retención prevista en este artículo será del uno por ciento (1%) por las primeras veinte mil (20.000) UVT. Para el exceso de dicho monto, la tarifa de retención será del dos punto cinco por ciento (2.5%). Cuando el pago o abono en cuenta corresponda a la adquisición de bienes raíces cuya destinación y uso sean distintos a vivienda de habitación, la retención prevista en este artículo será del dos punto cinco por ciento (2.5%)"

A simple vista la modificación simplemente hace mención a contratos de construcción y urbanización, de allí que muchos consideren que no aplica dicha modificación para los contratos de construcción de obra pública. Y no es para menos pues se afecta  la retención con un incremento del 100%.

Pues bien, recordemos que el artículo 5 del decreto 1512 de 1985 fue modificado  en su inciso segundo por del artículo 8 del decreto 2509 de 1985 que estableció:

ARTÍCULO 8°. El inciso segundo del artículo 5 del decreto 1512 de 1985 quedará así:

cuando el pago o abono en cuneta corresponda a la adquisición de bienes raíces o vehículos, o a contratos de construcción, urbanización y en general de confección de obra material de bien inmueble la retención prevista en esté artículo será del uno por ciento (1%)”

Es decir que hubo una modificación en 1985 con el objeto de equiparar en una generalidad la confección de obra material. Ahora bien, antes del decreto 2418 de 2013 la doctrina reconocía que la retención por concepto de contratos de construcción de obra pública obedecía  a la modificación realizada por el decreto 2509 de 1985 en su artículo 8.

Así lo dispone el concepto  No 073092 de 1998 y en ese mismo sentido reiterado por el concepto n° 025274 marzo 27 de 2006 el cual dice respecto a la retención en los contratos de obra pública lo siguiente:

" b) Retención en la fuente

En cuanto a la tarifa de retención en la fuente por impuesto sobre la renta en un contrato de obra pública, se le transcriben apartes del Concepto No. 073092 del 2 de marzo de 1998:

"Tratándose de contratos de obra pública el numeral 1 del artículo 32 de la Ley 80 de 1993 dice: "Son contratos de obras los que celebren las entidades estatales para la construcción, mantenimiento, instalación y en general, para la realización de cualquier otro trabajo material sobre bienes inmuebles, cualquiera sea la modalidad de ejecución y pago".

Las obras que puedan removerse o retirarse fácilmente sin detrimento del inmueble no constituyen contratos de obra.

En este evento la retención en la fuente será del uno por ciento ( 1% ) aplicable al valor total del pago o abono en cuenta de conformidad con lo dispuesto en el artículo 8 del decreto 2509 del 1985"..."

Así la cosas, el decreto 2418 de 2013 modifico el artículo 5 del decreto 1512 de 1985, que a su vez había sido modificado por el artículo 8 del decreto 2509 de 1985, permite concluir que la tarifa de retención en la fuente por contratos de construcción de obra pública queda modificada, pasando del 1% al 2%.

MÁS SOBRE

Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Siéntase libre de opinar

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces. Si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador. Por último, trate de no escribir en mayúscula sostenida, resulta muy difícil leerle.