¿Una cosa empeñada en garantía de una obligación puede ser vendida?

Toda vez que en la prenda civil la cosa se entrega al acreedor para que este la tenga en su poder, sin que ello signifique que se le transfiere dominio alguno, sino que este debe incluso conservarla y no abusar de ella, pues corre el riesgo de perder el derecho a tenerla como garantía, independientemente de que al llegar el momento de la restitución el deudor tenga que abonarle o no los gastos que haya invertido en la conservación de la misma.

Entonces, como al darse una cosa en prenda, solo se le concede al acreedor el título de mero tenedor, es totalmente posible que la cosa dada en prenda pueda ser vendida por el  deudor, esta venta es válida, sin embargo surge un cuestionamiento ¿Qué sucede con el derecho real que tiene el acreedor sobre la cosa prendada?

Para que el acreedor pueda efectuar la entrega de la cosa dada en prenda al nuevo propietario, es necesario que este cancele el total de la deuda por la cual se constituyó la prenda, solo cuando se realice tal acción el acreedor se verá obligado a entregar la cosa al nuevo dueño.

Ahora, ¿Qué sucede si el acreedor otorga la cosa prendada no en calidad de venta, sino que constituye un derecho a título oneroso a favor de una persona para que goce de ella?

En este caso se tendrá el mismo derecho que se tiene cuando se compra una cosa empeñada, es decir, que se podrá obtener la entrega de la cosa, cuando se cancele la obligación al acreedor, por la cual se constituyó la prenda; por otro lado, hay que determinar si en caso de venta de la cosa prendada o constitución de un derecho sobre ella a favor de un tercero y cancelado el valor de la deuda al acreedor, por el comprador o el titular del derecho constituido ¿puede en algún caso excusarse el acreedor de la restitución de la cosa?

De acuerdo con lo señalado en el artículo 2426 del código civil, en ciertos casos, satisfecho el crédito, el acreedor podrá retener la cosa dada en prenda, siempre y cuando se reúnan las características señalada en dicho artículo, el cual señala lo siguiente:

“Satisfecho el crédito en todas sus partes deberá restituir la prenda.

Pero podrá el acreedor retenerla si tuviere contra el mismo deudor otros créditos, con tal que reúnan los requisitos siguientes:

  1. Que sean ciertos y líquidos.
  2. Que se hayan contraído después que la obligación para la cual se ha constituido la prenda.
  3. Que se hayan hecho exigibles antes del pago de la obligación anterior”.

 Sin embargo, cuando se trate de venta o constitución de un derecho sobre la cosa a título oneroso, cumplida la obligación por el nuevo propietario o por quien adquirió un derecho sobre la cosa, es obligación del acreedor restituirla y no podrá retenerla alegando otros créditos aunque estos cumplan las condiciones señaladas en el artículo mencionado.

MÁS SOBRE

Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Siéntase libre de opinar

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces. Si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador. Por último, trate de no escribir en mayúscula sostenida, resulta muy difícil leerle.