Verificación de aportes a personas pertenecientes al régimen subsidiado

La obligatoriedad de verificar aportes al sistema de seguridad social que trajo consigo la ley 1393 de 2010, finalmente se entendió reglamentada mediante el decreto 1070 de 2013. Sin embargo,  basados en la reglamentación surgieron grandes interrogantes, en su momento se consultó a la DIAN respecto de la procedencia de la deducción cuando  se trata de deducción adscrita al régimen subsidiado de salud, cuando ellas por disposiciones propias de las normas de seguridad social no le obligan a cotizar cuando sus ingresos no superan un salario mínimo.

Ante tal situación, la DIAN se pronunció mediante el concepto 82702 del 26 de diciembre de 2013, donde señaló:

“En ese sentido, se ha manifestado que quienes pertenecen al régimen subsidiado de salud, se someten previamente a un sistema de selección de beneficiarios para programas sociales, en donde por medio de una encuesta se analizan sus condiciones personales, vivienda, capacidad económica, y su situación personal, para ser posteriormente clasificados dentro de uno de los seis niveles de afiliación, siendo tarea del Consejo Nacional de Seguridad Social CNSS, fijar los criterios para determinar los posibles beneficiarios del régimen subsidiado (artículo 213 Inciso 3 y artículo 156 literal b de la ley 100 de 1993).

Por lo anteriormente expuesto se concluye que la deducción por pagos realizados a personas naturales residentes cuyos ingresos no provengan de una relación laboral o reglamentaria, previsto en el parágrafo segundo del artículo 108 del Estatuto Tributario, y reglamentado por el artículo 3 del Decreto 1070 de 2013, solamente será viable cuando se realicen pagos a personas que pertenezcan al régimen contributivo, pues solamente en estos casos es que se puede verificar que estas cancelan las contribuciones al Sistema General de la Seguridad Social en relación con los ingresos obtenidos por los pagos efectuados por el contrato respectivo.”

Tan desproporcionada postura parece tener algunos sensacionalistas, indicando que dicha doctrina aplica actualmente. Sin embargo, no compartir dicha posición por dos razones.

Primero, desconocer la validez de la deducción según la DIAN se da por no cumplir con la verificación de una condición, que se funda en un hecho, que entre otras razones jurídicamente no  se puede dar, es decir, “verifique los aportes y tendrá derecho a la deducción aun cuando pertenezca al régimen subsidiado”, esto es que considera la verificación de los aportes como una afirmación absoluta y no relativa.

Segundo, el artículo 3 del decreto 1070 de 2013 fue modificado por el artículo 9 del decreto 3032 de 2013, donde se añadió un parágrafo indicando la no obligatoriedad de verificación de aportes cuando la totalidad de los pagos mensuales sean inferiores a un Salario mínimo mensual.

En conclusión, los pagos que se realicen a personas pertenecientes al régimen subsidiado son deducibles así este no realice aportes, siempre que no superen el salario mínimo mensual. Por lo tanto, invitamos a nuestros lectores que en caso de leer el concepto 82702 de 2013, haga caso omiso del mismo.

MÁS SOBRE

Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Siéntase libre de opinar

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces. Si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador. Por último, trate de no escribir en mayúscula sostenida, resulta muy difícil leerle.