Y Brasil 2014 en imagen de USA1994

Comenzó como un rumor de bus, continuó como cuento de amigos, y está terminando como verdad de a puño: La inmensa mayoría de los colombianos, los  que no podemos pagar o no tenemos Direct TV, tendremos que ver el mundial de la tecnología a través de en señal análoga abierta, esto es, con antena de aire, si de esa que hacíamos con ganchos de ropa, “alambre del grueso” y tapas de ollas los domingos de desenguayabe para contentar a nuestros abuelos…

La Ley 182 de 1985 por la cual entre otras disposiciones se reglamenta la televisión en Colombia, precisa en su Artículo 1º que:

 “ …la televisión es un servicio público sujeto a la titularidad, reserva, control y regulación del Estado, cuya prestación corresponderá, mediante concesión, a las entidades públicas a que se refiere esta Ley, a los particulares y comunidades organizadas, en los términos del artículo 365 de la Constitución Política….”

A su vez, el Artículo 20, clasifica el servicio de televisión en función de los usuarios en:

“…a) Televisión abierta: es aquella en la que la señal puede ser recibida libremente por cualquier persona ubicada en el área de servicio de la estación, sin perjuicio de que, de conformidad con las regulaciones que al respecto expida la Comisión Nacional de Televisión, determinados programas se destinen únicamente a determinados usuarios;

b) Televisión por suscripción: es aquella en la que la señal, independientemente de la tecnología de transmisión utilizada y con sujeción a un mismo régimen jurídico de prestación, está destinada a ser recibida únicamente por personas autorizadas para la recepción….”

De lo cual extractamos que la televisión abierta es GRATUITA.

Al efecto, la señal de televisión análoga y HD de todos los canales públicos y privados colombianos es considerada legalmente ABIERTA y por ende GRATUITA, pero desde hace unos meses a CARACOL TV y RCN TV, con la perspectiva de ingresos adicionales aprovechando la teledependencia del pueblo colombiano frente al mayor espectáculo del mundo se les ocurrió equipararse a los canales internacionales que en HD se disfrutan en el país mediante la televisión por suscripción, y prácticamente en una posición extorsiva y desafiante conminaron a los cableoperadores al pago de cerca de  6.000 millones de pesos por la transmisión de sus señales en HD –léase partidos de futbol y colaterales-, pedido que originó de manera reactiva, que estos, al mantenerse del lado de la ley suspendieran unilateral y conjuntamente la emisión de los canales en señal HD, dejándolos con un palmo de narices.

Mas la puja no para ahí, como la idea no cuajó, CARACOL TV y RCN TV, afanosamente optaron por la transmisión de los partidos a través de la señal análoga convencional,  pero ahora  la Superintendencia de Industria y Comercio,  dentro de sus competencias regulatorias del servicio público de televisión, ha dispuesto como medida cautelar que los cableoperadores suspendan igualmente la transmisión de su señal análoga, lo cual se estima procederá en el curso de esta semana, hasta tanto estos no confirmen su autorización incondicionada de transmisión gratuita, que aunque igual afanosamente han tratado de hacerlo, los cableoperadores las han ignorado,  declarándose respetuosos de las decisiones de la Superintendencia y en tal sentido, una vez notificados, en los próximos días, coincidente con el inicio del mundial, excluirán de sus parrillas de programación la señal análoga, dejando prácticamente fuera del aire a CARACOL TV y RCN TV.

Así las cosas, no nos va a quedar otra que  hacer memoria de nuestros conocimientos en construcción, ubicación y reacomodación de antenas de aire en tanto hacemos sumas y restas presidenciales entre el candidato de la “Z” y el de la “S”, así, como cuentas de que haremos para navidad cuando aun seguimos pagando el super televisor led de 46 pulgadas y más, en el que veremos, si podemos, en señal análoga abierta de aire algunas jugadas en vivo del mundial que igual hubiésemos visto en el de cajón que por fin habíamos pagado.

MÁS SOBRE

Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Siéntase libre de opinar

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc. Lo que no está permitido es insultar o escribir palabras ofensivas o soeces. Si lo hace, su comentario será rechazado por el sistema o será eliminado por el administrador. Por último, trate de no escribir en mayúscula sostenida, resulta muy difícil leerle.