Valorizaciones no son deducibles del impuesto a la renta

Las contribuciones por valorización que pague un contribuyente no se pueden deducir del impuesto a la renta por cuanto hacen parte del costo fiscal del inmueble.

Valorizaciones se incorporan al costo fiscal del inmueble.

El artículo 67 del estatuto tributario en el literal c) del numeral 2 señala expresamente que las contribuciones por valorización se incorporan al costo fiscal de los inmuebles.

Y las contribuciones por valorización se pagan precisamente sobre bienes inmuebles como casas, edificios y terrenos.

En consecuencia, si la contribución por valorización se debe incorporar en el costo del activo fijo no puede a la vez deducirse del impuesto a la renta como una contribución en términos del artículo 115 del estatuto tributario, pues se incurriría en un doble beneficio.

Claro que, al incorporar la valorización en el costo del inmueble, esta termina deducida vía depreciación, por cuanto la depreciación se calcula sobre el costo o valor total del mismo.

¿Qué es la depreciación?

El artículo 67 no distingue entre personas naturales y jurídicas, por lo que se aplica a cualquiera de las dos.

Contribuciones deducibles del impuesto a la renta.

El artículo 115 del estatuto tributario contempla la deducción de las contribuciones, y señala en su primer inciso

«Es deducible el cien por ciento (100%) de los impuestos, tasas y contribuciones, que efectivamente se hayan pagado durante el año o período gravable por parte del contribuyente, que tengan relación de causalidad con su actividad económica, con excepción del impuesto sobre la renta y complementarios.»

La norma de forma genérica dispone que se pueden deducir las contribuciones sin especificar cuáles contribuciones, pero como la contribución por valorización tiene un tratamiento especial, no le puede aplicar lo aquí expuesto por las razones ya señaladas.

Costo fiscal de los activos fijos

De manera que cualquier contribución diferente a la valorización puede ser deducida del impuesto a la renta, siempre su pago haya contribuido a generar renta o ingresos.

La norma dispone que las contribuciones sólo son deducibles si tienen relación de causalidad con la actividad generadora de renta, es decir, que si el activo o propiedad sobre la que se paga la valorización contribuye a generar renta.

Por último, recordemos que la deducción de contribuciones anteriormente estaba considerada en el artículo 116 el estatuto tributario, que fue derogado por el la ley 1943 de 2018 2010 de 2019, y hoy está contenida en el artículo 115.

Recomendados.

Compártalo en Facebook Compártalo en Twitter
Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y enviaremos a su correo nuestra información mas reciente.


Déjenos su opinión

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc., pero debe hacerlo con respeto, sin insultar y sin ofender a otros.

Información legal aplicable para Colombia.