Distribuidores minoristas de combustibles tiene ingresos fiscales determinados por ley

El artículo 10 de la ley 26 de 1989 establece como los distribuidores minoristas de combustibles y derivados del petróleo deben liquidar sus “ingresos”, y es a partir de un margen bruto de comercialización. Como se determina los ingresos, estos se pueden afectar con costos y deducciones.

Sin embargo, no le es posible utilizar un margen real o efectivo de comercialización, sino tal como lo dice la norma, el que determine el gobierno nacional.  Pues a juicio del contribuyente, los márgenes de evaporación u otros indicadores, implican que su ingreso real sea inferior al fiscal, lo que daría pie a utilizar un margen diferente al que señale el gobierno nacional.

Al respecto la DIAN mediante concepto 31049 del 15 de noviembre de 2016, dejó claro lo siguiente:

“Habiéndose preguntado si “en aquellos eventos en los que los distribuidores minoristas de combustible al comercializar los combustibles no utilizan el margen señalado por el Gobierno Nacional, dichos distribuidores deben necesariamente presentar sus declaraciones tributarias observando lo consignado en el Memorando 000403 del 9 de agosto de 2010, o si deben tener en cuenta el valor que utilizaron del margen señalado” (negrilla fuera de texto), mediante Oficio No. 052274 del 16 de agosto de 2012 se indicó:

“(...) teniendo en cuenta lo dispuesto por el artículo 10 de la Ley 26 de 1989 que fue objeto del Memorando 0000403 del 09 de agosto de 2010 de la Subdirección de Gestión de Fiscalización Tributaria (...)

Consideramos que al constituir norma especial vigente, tiene plena aplicación lo previsto expresamente por el artículo 10 de la Ley 26 de 1989 (...)" (negrilla fuera de texto).

En otras palabras, al ser una norma de carácter especial, el contribuyente no puede apartarse de lo consagrado en el artículo 10 de la Ley 26 de 1389 para la determinación de los ingresos brutos a que se ha hecho referencia, constituyéndose una presunción juris et de lure que, por tanto, no admite prueba en contrario.”

Así las cosas, el margen de  comercialización es imperativo, y no puede ser modificado por los distribuidores minoristas de combustibles líquidos y derivados del petróleo.

Contenido relacionado:
Compartirlo
Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.


Déjenos su opinión

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc., pero debe hacerlo con respeto, sin insultar y sin ofender a otros.

Información legal aplicable para Colombia.