¿El contador sin fe pública?

Hoy, Actualicese.com publica la intención de un economista de acabar con la fe pública del contador público, mediante una demanda de inconstitucionalidad contra la ley 43 de 1990, lo cual no deja de ser preocupante para nuestra profesión.

Sin entrar a profundizar en las razones de la demanda, que son muy discutibles para cualquiera que comprenda algo de derecho, preocupa que nuestra profesión sufra de este tipo acciones.

Debemos los contadores estar atentos frente al desarrollo de estos hechos, puesto que de capitalizarse la intención de un economista, que sintiéndose discriminado por no habérsele otorgado la potestad de dar fe pública, pretende reclamar una supuesta igualdad, que de capitalizarse, puede dejar a nuestra profesión sin su columna vertebral.

Son muchas las instituciones que descansan sobre la fe pública dada por un contador público, por lo que parece improbable por inconveniente y por carencia de sustento legal, que se pueda llegar a despojar al contador público de su facultad para dar fe pública. Quizás sea más viable y conveniente otorgarle al economista la facultad para dar fe pública, que quitarle esa facultad al contador. Lo difícil será justificar la facultad del economista para dar fe pública…

Este tipo de acciones, quizás sirvan para que la profesión se una entorno a sus intereses. Debemos tener agremiaciones muchos más fuertes y unidas en pro de la profesión. Es aquí donde vemos la importancia de tener representaciones con capacidad de decisión o de persuasión que permita que la profesión en su conjunto tenga allanado el camino para decisiones tan importantes para nuestro futuro.

Desde Gerencie.com abogamos porque nuestra profesión pueda salir avante de esta situación, y como siempre, nos esforzaremos por engrandecerla cada día más.

Contenido relacionado:
Compartirlo
Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.


Déjenos su opinión

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc., pero debe hacerlo con respeto, sin insultar y sin ofender a otros.

Información legal aplicable para Colombia.