El endeudamiento no es negativo, lo negativo es lo que se hace con el

El endeudamiento, ya sea público o privado, no tiene por qué tener efectos negativos ni en la empresa ni en la economía en general.

Se tiene la creencia que el endeudamiento es negativo, que perjudica tanto a las empresas como al la economía de un país, algo que no es del todo cierto.

Evidentemente que el endeudarse puede traer complicaciones, pero la real causa de los problemas nunca será el haberse endeudado, sino el manejo que se haga de esos recursos.

De hecho, el endeudamiento es necesario para poder impulsar el desarrollo y crecimiento de cualquier unidad empresarial.

Las consecuencias negativas del endeudamiento surgen cuando los recursos adquiridos no son invertidos debidamente y como consecuencia no tienen la necesidad de pagarse.

Quiere decir esto, que los problemas aparecen cuando no se tiene la capacidad de administrar correctamente los recursos adquiridos mediante endeudamiento.

Si una persona hace un crédito y con ello compra un bien suntuoso, improductivo, pues esa será una inversión improductiva, y por consiguiente no será posible compensar el endeudamiento, y es ahí cuando comienzan los problemas.

Los bienes suntuosos, improductivos y los conocidos elefantes de cemento, se pueden hacer cuando se tiene capital propio para invertir (desperdiciar), pero nunca con recursos provenientes de endeudamiento.

El endeudamiento no puede destinarse por ejemplo para gastos de funcionamiento, y menos para darle el manejo que suelen darle los funcionarios públicos. La plata prestada no es para hacer fiestas.

Un endeudamiento bien invertido, genera rentabilidad suficiente para cubrir los costos de financiación y para impulsar el crecimiento de la familia, la empresa o el país. Un endeudamiento mal invertido o innecesario, si que genera un gran problema porque no dará ni para pagarse, por lo que será necesario recurrir a mayor endeudamiento, convirtiendo se en un circulo vicioso del que será muy difícil escaparse.

Los problemas económicos surgen por el desequilibrio entre los diferentes elementos y variables económicas, desequilibrio que puede ser causado por un incorrecto manejo de los recursos obtenidos mediante el endeudamiento, y la solución no es en dejar de endeudarse sino administrar bien los recursos.

De hecho, el endeudamiento es necesario cuando los recursos propios no son necesarios, y esto sucede por lo general, cuando los recursos propios no han sido correctamente administrados.

En la medida en que se administren bien los recursos, la necesidad de endeudamiento disminuye, y llegará el momento en que el endeudamiento ya no será necesario, porque con base en él se ah logrado crecer lo suficiente para autofinanciarse.

Contenido relacionado:
Compartirlo
Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.


Déjenos su opinión

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc., pero debe hacerlo con respeto, sin insultar y sin ofender a otros.

Información legal aplicable para Colombia.