El G8 propone penalizar el soborno en los negocios

El G8 propone penalizar y perseguir toda modalidad de soborno entorno a los negocios, medida que se debió sugerir e implementar hace mucho rato.

El soborno, o la tajada como lo conocemos popularmente en Colombia, es una de las prácticas que más distorsionan los mercados, puesto que los negocios no se realizan con base en aspectos como el precio o la calidad, sino por favorecimiento económico a terceros intervinientes en el negocio.

Este tipo de prácticas favorecen los monopolios, a la vez que afecta a los usuarios finales de los productos o servicios negociados con base al soborno, toda vez que por lo general, son productos de menor calidad y a un precio superior.

La corrupción en el sector privado es una realidad, pero no se le presta mucha atención, lo que representa una traba para el normal desarrollo de la economía, del comercio, etc.

En la mayoría de los casos, el soborno se confunde con comisiones [algo que se ha visto incluso en Wall Street, y que fue una de las causas por las que se presentaron tantos fraudes y bancarrotas], lo que hace muy difícil identificar el soborno y aún más difícil tipificarlo como delito.

El G8 espera que el soborno en los negocios empiece a ser mirado como delito y tratado como tal, lo cual supone una importante reforma tanto en las costumbres comerciales como en la legislación comercial y hasta penal, donde sin duda presentará una gran resistencia, puesto que los sectores que más recurren al soborno, son precisamente los que más tienen influencia sobre los legislativos.

En todo caso, el simple hecho que alguien haya llamado la atención sobre la necesidad de perseguir el soborno en los negocios, es ya un gran avance.

Para quien quiera profundizar sobre este y otros aspectos, este documento de la OECD es de obligatoria lectura.

Contenido relacionado:
Compartirlo
Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.


Déjenos su opinión

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc., pero debe hacerlo con respeto, sin insultar y sin ofender a otros.

Información legal aplicable para Colombia.