¿En dónde está la fórmula para el éxito en un plan de negocio? ¿Qué determina el éxito?

No hay modelo alguno para saberlo, sino nadie se quebraría, pero sí sobresalen algunas variables y determinantes  o criterios a la hora de evaluar los casos de éxito en los planes de empresa.

Uno de estos determinantes son las personas que están gestando el proceso de creación de empresa, y va muy ligado a la caracterización de lo que es ser emprendedor;  se mencionan que las variables más relevantes están asociadas a la experiencia y el nivel de formación.

Cuándo alguien tiene más experiencia en un sector o en una actividad específica, eso genera directamente mayores probabilidades para el éxito en la creación de empresa.  Asimismo al tener mayor nivel de formación profesional hay mayor probabilidad de éxito en la concepción y desarrollo del modelo de un plan de negocios.

Sin embargo cuando se analiza el tema del nivel de formación, decimos que a mayor nivel de formación, hay mayor probabilidad de éxito relativa, porque también hay menor tolerancia al fracaso y menor nivel de persistencia.  Pero dentro ese proceso de la persona emprendedora, está todo el tema de la motivación que puede llegar a tener sobre su emprendimiento, y en eso hay dos variables muy importantes, una motivación intrínseca (¿qué tan convencido está la persona de quiere desarrollar?, ¿a qué le apuesta?), y por otro lado hay una motivación extrínseca, que tiene que ver con todo el entorno del emprendedor, ¿qué tanto su entorno cercano lo apoya en ese proceso?, cuando la familia apoya a la persona que quiere emprender, las cosas funcionan muchísimo mejor que cuando no se tiene esa fuerza del acompañamiento.

Otro punto importante asociado al emprendedor, es el que existan una serie de habilidades y competencias que tenga la persona, como liderazgo, trabajo en equipo, motivación al logro, entre otras.

Y otra variable importante, quizás la más importante tiene que ver con el equipo de trabajo, definitivamente esta es la principal variable que determina el nivel de éxito de una propuesta de negocio; el equipo no solamente como el soporte de la oportunidad o de la propuesta de valor, sino como el store; en ese orden de ideas están las variables de la importancia de la interdisciplinariedad de los equipos de trabajo y la función de venta interna que tienen estos grupos de trabajo.

La interdisciplinariedad del equipo de trabajo es importante porque genera enfoques distintos, se complementan perfiles, sin embargo puede ser complicado de trabajar, porque los equipos se reúnen es por afinidad.

La venta interna dentro del grupo de trabajo es parte de esa motivación intrínseca directamente al negocio, es la posibilidad del manejo de la presión en el proceso emprendedor por parte del equipo; si la persona está sola y en crisis no tendrá en qué apoyarse, pero si tiene un equipo de trabajo es más fácil apoyarse y salir de la crisis.

Por último un determinante de éxito para el desarrollo del plan de negocio es el sector económico en el que se encuentra el emprendedor; dependiendo en el sector en el que se desenvuelva hay mayores probabilidades de éxito, ¿qué tanto ese sector es viable para la generación y desarrollo de proyectos de innovación?, ¿qué tantos clientes hay para ese sector?.

Un buen análisis de estos determinantes y variables muestra al emprendedor  cómo éstos pueden afectar el planteamiento del modelo de negocio para que a partir de ellos si haya una mayor viabilidad y un menor riesgo al desarrollo del proyecto.

Contenido relacionado:
Compartirlo
Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.


Déjenos su opinión

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc., pero debe hacerlo con respeto, sin insultar y sin ofender a otros.

Información legal aplicable para Colombia.