Entidades sin ánimo de lucro constituidas a partir del 1 de enero de 2017, son contribuyentes hasta expedición de reglamentación

Es claro que las modificaciones efectuadas por la ley 1819 de 2016 son precisas, las entidades sin ánimo de lucro inician perteneciendo al régimen ordinario, y solo excepcionalmente bajo el cumplimiento de la ley y el decreto reglamentario por expedirse, podrán ser calificadas dentro del régimen tributario especial.

Las ESAL constituidas hasta antes del 31 de diciembre,   si bien tiene incertidumbre, la misma es superable, pues el parágrafo transitorio 2 del artículo 19 del estatuto tributario señala, que pertenecerán a este régimen mientras cumplan los con los requisitos continuaran perteneciendo a dicho régimen de forma automática.

Ahora bien, el problema es para las nuevas ESAL, pues por más que quieran cumplir con la normatividad, la DIAN ha dejado claro que hasta tanto no se expida el decreto reglamentario pertenecerán al régimen ordinario. Así lo confirma el concepto 006263 del 22 de marzo de 2017, donde señala:

“así las cosas, aunque este proceso de calificación requiere la precisión por parte de la reglamentación que para estos efectos expida el gobierno nacional, si es posible concluir que la inscripción de las entidades que se constituyan a partir del 1 de enero de 2017 y soliciten su admisión al Régimen Tributario Especial será como contribuyentes del impuesto sobre la renta (responsabilidad 5 en el RUT) y solo previa comprobación y mediante acto administrativo debidamente motivado, decidirá sobre la calificación en dicho régimen.”

Es decir, que pareciera que hasta tanto no se expida decreto reglamentario, son y continuaran en el régimen ordinario del impuesto de renta.

Hasta allí la norma no tendría razón para ser valorada jurídicamente. No obstante, operativamente dichas, entidades no pueden recibir donaciones, pues en caso de hacerlo, serán ingresos  gravables. Y por si fuera poco, no son descontables para quien las efectúa.

En síntesis, la ausencia de reglamentación grava una operación dos veces, una propiamente dicha, y la otra vía limitación del descuento. Para finalizar, sumado a lo anterior, algunos han señalado que es imposible la calificación automática sin el cumplimiento del decreto reglamentario, y como no hay decreto no se cumple ni el parágrafo transitorio 1 ni el parágrafo transitorio 2 del artículo 19 del estatuto tributario.

¿Usted qué opinión le merece?

Prepare su declaración de renta online en 30 minutos sin errores. Hágalo en ImpuestoCorrecto.com

Contenido relacionado:
Compartirlo
Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.


Déjenos su opinión

Una opinión
  1. Arcindo Rojas Mosquera dice:

    considero que la DIAN no puede dejar en el limbo a aquellas personas que pretender asociarse mediante una determinada ESAL, aun que bien existe la opción de pertenecer al régimen ordinario del impuesto de renta mientras se emite el decreto, crear una ESAL sin la existencia del mismo seguramente generara una serie de tramitologias desgastantes para cuando vuelva a pertenecer al régimen especial, ademas gravar las donaciones que para muchas ESAL seria la fuente de ingresos mas importante en caso tal las creen resulta demasiado complicado para mantenerse en el mercado.

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc., pero debe hacerlo con respeto, sin insultar y sin ofender a otros.

Información legal aplicable para Colombia.