¿Es posible provocar la renuncia de los trabajadores con una carta en blanco firmada por ellos al iniciar el contrato de trabajo?

Definitivamente no. Sin embargo ,muchas empresas realizan ésta práctica desleal muy a menudo para terminar relaciones laborales sin justificación alguna para evitarse cancelar indemnizaciones laborales y menoscabando los derechos fundamentales de todo trabajador, quien más que un elemento esencial en el desarrollo productivo de toda empresa es persona sujeto de derechos humanos fundamentales y merece respeto.

Hoy en día empresarios y personas naturales que contratan mano de obra, exigen dicho documento al iniciar todo vínculo laboral bajo el pretexto de ser un elemento o requisito anexo al contrato de trabajo suscrito, y el trabajador, atendiendo su necesidad económica y los altos índices de desempleo en Colombia acceden a dicha firma no sabiendo que dicho documento puede significar su "sentencia de muerte “laboral en el curso de la ejecución del trabajo.

La utilización de dicho recurso, como prueba de renuncia del trabajador para evadir indemnizaciones se constituye como una prueba nula dentro de un proceso, puesto que muy a pesar que sea expresa con letra de otra persona que se preste para dicho ilícito ,o letra de imprenta (ya bien sea por máquina de escribir de tipo o eléctrica, o por impresión de computador) es posible controvertirla ,puesto que dicha voluntad estuvo viciada en todo momento, es decir que nunca el trabajador tuvo la conciencia ni la voluntad libre y espontánea para dar por terminado su relación laboral mediante la renuncia expresa.

Por ello, quien demuestre dicho hecho, no solamente puede conquistar sus aspiraciones en el orden laboral para obtener su indemnización laboral por un despido injusto, sino que puede denunciar plenamente al empleador por los  punibles de fraude procesal o falsedad personal en documento, la cual incrementaría el perjuicio causado.

Artículo 453. Fraude procesal. Modificado por el artículo 11 de la ley 890 de 2004, publicada en el Diario Oficial No. 45.602 de julio 7 de 2004. El que por cualquier medio fraudulento induzca en error a un servidor público para obtener sentencia, resolución o acto administrativo contrario a la ley, incurrirá en prisión de seis (6) a doce (12) años, multa de doscientos (200) a mil (1.000) salarios mínimos legales mensuales vigentes e inhabilitación para el ejercicio de derechos y funciones públicas de cinco (5) a ocho (8) años.

ARTICULO 296. FALSEDAD PERSONAL. El que con el fin de obtener un provecho para sí o para otro, o causar daño, sustituya o suplante a una persona o se atribuya nombre, edad, estado civil, o calidad que pueda tener efectos jurídicos, incurrirá en multa, siempre que la conducta no constituya otro delito.

Hoy en día las ciencias forenses permiten desvirtuar dicha prueba mediante pruebas grafológicas o de espectrometría, y el éxito de su reclamación depende de que usted se asesore por un profesional conocedor de la materia para evitar fracasar en las reclamaciones de éste índole.

Conozca nuestra Guía Laboral 2017

Contenido relacionado:
Compartirlo
Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.


Déjenos su opinión

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc., pero debe hacerlo con respeto, sin insultar y sin ofender a otros.

Información legal aplicable para Colombia.