La adversidad Creativa de Steve Jobs

Por Francisco Javier Castro Montalvo. Asesor y consultor financiero. fj@valios.co

"Si hoy fuese el último día de mi vida, ¿querría hacer lo que voy a hacer hoy? Y si la respuesta era No durante demasiados días seguidos, sabía que necesitaba cambiar algo." .Steve Jobs

Para muchos la muerte de Steve Jobs, es la de un hombre valiosos, genial e inspirador. Para el consumidor común, un proveedor de dispositivos de alto valor y para el consumista típico un icono cultural del descaminado consumo desenfrenado.

Lo verdaderamente superlativo de Steve Jobs, fue el no disminuirse ante las adversidades y responder con creatividad.

Entre los muchos avatares de su vida, se cuenta el haber sido hijo no deseado y entregado en adopción, criado por una familia promedio norteamericana, renuncio a continuar sus estudios superiores para evitar empobrecer a sus padres adoptivos, echado de la empresa que fundó con esmero y mermado por un cáncer terminal a temprana edad.  A pesar de todo, cada suceso trágico en su vida le correspondió una genialidad y una ocasión de inspiración propia y para muchos.

Su magia no fue inventar, sino inspirar, liderar y retocar con destreza lo que otros forjaron, permitiéndoles que evolucionaran con su claro aporte transformador. No creo la computación, pero innovo incluyendo los tipos caligráficos, convirtiendo los computadores en máquinas amigables y accesibles a todos. No invento los dispositivos de música, pero pensó que era muy incómodo llevar su colección de compactos por todos lados, como resultado dando a luz al famoso IPOD. La telefonía celular ya vivía, pero transformo sus funcionalidades y la interacción con este dispositivo de comunicación. No creo las tabletas, pero la suya, saco de las sombras ese invento y las popularizo.

Su genialidad fue sobrepasar las adversidades, hacer de cada una de ellas un motivo para seguir adelante, un sueño, una fuente de inspiración, una meta alcanzable y un logro. En el camino, la riqueza le sonrió, tal vez porque no fue uno de sus fines, la obtuvo como recompensa de los consumidores satisfechos y por las soluciones que él les ofreció.

Es así como los emprendedores recibimos una gran herencia de Jobs, la de inspirar, innovar y refundar las adversidades con oportunidades.

Como he mencionado en otros artículos, la riqueza es una gran compensación social y democrática, en este caso por su carácter, genialidad, persistencia e innovación.

Cabe una pregunta a todos los emprendedores, ¿están contratando empleados o haciendo seguidores inspirados?, ¿están produciendo y vendiendo bienes u ofreciendo verdaderas soluciones a personas?, ¿están dejando un mundo mejor con cada unidad ofrecida al mercado?, ¿están innovando?

Tal vez construir este tipo de riqueza no es una vía rápida, ni posee atajos, pero si mucha satisfacción, la riqueza económica siempre viene por añadidura.

Es muy difícil apartar de la vida de Jobs de sus emprendimientos, NeXT, Pixar Studios, Apple, entre otras, en sus empresas deja un sentimiento vivo en mucho de sus seguidores y/o empleados, una cultura corporativa innovadora, que sin lugar a duda “conectaran los puntos” a futuro. Sin olvidar que hoy a dejando un gran germen de inspiración para los que hoy emprenden.

Contenido relacionado:
Compartirlo
Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.


Déjenos su opinión

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc., pero debe hacerlo con respeto, sin insultar y sin ofender a otros.

Información legal aplicable para Colombia.