La DIAN se pronuncia nuevamente sobre la suspensión del artículo 4910 de 2011

En concepto 1998, del pasado mes de enero, la Autoridad Tributaria había manifestado que “en efecto, la Sala de lo Contencioso Administrativo, Consejo de Estado, Sección Cuarta Radicado 11001-03-27-000-2014-00003-00 (20731), del 28 de agosto de 2014, Consejero Ponente Dr. Jorge Octavio Ramírez Ramírez, al admitir demanda de Nulidad contra el Decreto 4910 de 2011, decretó como medida cautelar la suspensión provisional de los efectos del artículo 7 del Decreto 4910 de 2011 y del parte del artículo 9 de la norma ibídem.

(…)

En consecuencia, a la fecha no hay lugar a que se exija y/o presente solicitud alguna ni de presentar carta ante la DIAN, por cada año gravable para disfrutar del beneficio de progresividad en el pago del Impuestos Sobre la Renta y Complementarios por parte de las Nuevas Pequeñas Empresas, sin perjuicio de que hayan cumplido cabalmente con los requisitos generales previstos en el artículo 6 del Decreto 4910 de 2011; esto es, haber presentado antes del 31 de diciembre del correspondiente año de inicio del beneficio de progresividad ante la División de Gestión de Fiscalización, o la dependencia que haga sus veces, de la Dirección Seccional o Local de Impuestos Nacionales o de Impuestos y Aduanas Nacionales a la que corresponda de acuerdo con el domicilio fiscal a solicitud y documentos allí referidos”. 

Nuevamente, y conforme a su oficio 7800 de marzo de 2015, ese Ente Oficial reitera que “respecto a la suspensión provisional del artículo 7º del Decreto 4910 de 2011 y del aparte del artículo 9º ibídem que dispone "sin perjuicio de lo previsto en el artículo 7º del presente decreto", esta Subdirección en recientes oficios, ha precisado que el Honorable Consejo de Estado, mediante auto admisorio de la demanda de nulidad contra el Decreto 4910 de 2011, decretó como medida cautelar la suspensión provisional de los efectos de las normas señaladas, según radicado 11001-03-27-000-2014-00003-00 (20731), del veintiocho (28) de agosto de dos mil catorce (2014), CP Dr. Jorge Octavio Ramírez Ramírez. 

Motivo que conlleva a: 

1- No hacer exigible los requisitos previstos en el artículo 7 del Decreto 4910 de 2011, (sic) a partir de la fecha de ejecutoriedad del auto de suspensión provisional, esto es, que para el año gravable 2014 no debe presentarse memorial alguno a la DIAN, antes del 31 de marzo del 2015.

2- No perder el beneficio de progresividad en el pago del impuesto sobre la renta y complementarios, por no presentar el memorial, de que hace referencia el artículo 7 ibídem, a partir de la fecha indicada en el numeral 1°. 

(…) 

Una vez, el Consejo de Estado decida de fondo la demanda de nulidad, se conocerán los efectos jurídicos hacia futuro o con retroactividad que exponga la providencia final”.

Aunado a lo señalado por la Administración Tributaria, y en aras de un debido entendimiento, se considera oportuno traer a colación lo expresado por el doctor J. Orlando Corredor Alejo en cuanto a que “está claro entonces:  

Uno, que las pequeñas y medianas empresas que se constituyan en 2014, deben presentar el oficio de inserción al beneficio antes de diciembre 31 del presente año. 

Dos, las Pymes que se constituyeron en años anteriores (2011 a 2013), así como las que se constituyen en 2014, no deberán presentar el memorial antes del próximo marzo 31 de 2015 ni en años posteriores, hasta que el Consejo de Estado decida lo contrario. 

Tres, la medida cautelar suspende los efectos del acto demandado, con lo cual, las posibles fallas en la presentación del citado memorial en periodos anteriores, no podrán ser alegados, a partir de la suspensión, por la autoridad tributaria para desconocer los beneficios otorgados por la ley a las Pymes”. Documento Tributario N° 545 de septiembre de 2014. 

Precisados, pues lo efectos de la aludida medida cautelar, conviene hacer mención al interrogante de “si una empresa puede recuperar el beneficio de la progresividad en el pago del impuestos (sic) sobre la renta y complementario, de que trata el artículo 4 de la Ley 1429 de 2010, ya que según indica lo perdió por mala redacción de la carta cuya obligación era entregarla antes del 31 de marzo de cada año, conforme al artículo 7º del Decreto 4910 de 2011”.  Oficio 7800 de marzo de 2015

Si bien el referido cuestionamiento escapa de la órbita del título propuesto, es debida su mención, pues éste pone de presente una notoria circunstancia de vivencia práctica, de quienes optando – inicialmente – por los beneficios del artículo 4 de la ley 1429 de 2010, ven prontamente la pérdida de los mismos (por el no acatamiento de los reglados requisitos), y sin posibilidad alguna de su recuperación para los años gravables siguientes al del incumplimiento.

En atención a la expuesta inquietud, entonces, la Administración expresa que “no hay lugar a perder el beneficio de progresividad en el pago del impuesto sobre la renta y complementario, por mala redacción en la carta o memorial suministrado ante la DIAN antes del 31 de marzo de cada año, puesto que si dentro del contexto del mismo, se informa cada uno de los datos requeridos para tal fin, no es razón suficiente para haber perdido tal beneficio. 

En su oportunidad, al beneficio de progresividad sólo se puede acoger la Nueva Pequeña Empresa que cumpla con los requisitos establecidos por la Ley 1429 de 2010 y el Decreto Reglamentario 4910 de 2011. Por tanto, si en su momento no se cumplieron, el beneficio de progresividad en el pago no procedía a partir de año en que haya ocurrido esta situación”.  (Resaltado por fuera del texto)

Contenido relacionado:
Compartirlo
Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.


Déjenos su opinión

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc., pero debe hacerlo con respeto, sin insultar y sin ofender a otros.

Información legal aplicable para Colombia.