No a todos los que trabajan “independiente” se les retiene de acuerdo al artículo 13 de la ley 1527 de 2012

Por Calixto Ávila Tirado. Contador público, especialista en gerencia tributaria

Desde el año anterior cuando se modificaron las reglas para la retención en la fuente para trabajadores independientes muchos colegas tienen dudas acerca de lo que se considera un trabajador independiente.  Y es que todos los que prestan servicios o venden productos a las empresas reclaman la aplicación del artículo 13 de la ley 1527 de 2012.

Como ya sabemos esas reglas son para trabajadores independientes, término que debe definirse desde el punto de vista tributario y no desde el contexto de la frase.  Así por ejemplo, en Colombia llamamos trabajadores independientes a todo aquel que no tiene jefe o que trabaja por cuenta propia, sin importar qué esté haciendo para generar sus ingresos.

Para salir de este enredo, nos vamos al artículo 594-1 del Estatuto Tributario, qué es la única parte donde tenemos especificado lo que es un trabajador independiente, cuando definen si es declarante de renta o no:

ARTICULO 594-1. TRABAJADORES INDEPENDIENTES NO OBLIGADOS A DECLARAR.  Sin perjuicio de lo establecido por los artículos 592 y 593, no estarán obligados a presentar declaración de renta y complementarios, los contribuyentes personas naturales y sucesiones ilíquidas, que no sean responsables del impuesto a las ventas, cuyos ingresos brutos se encuentren debidamente facturados y de los mismos un ochenta por ciento (80%) o más se originen en honorarios, comisiones y servicios, sobre los cuales se hubiere practicado retención en la fuente; siempre y cuando, los ingresos totales del respectivo ejercicio gravable no sean superiores a 3.300 UVT y su patrimonio bruto en el último día del año o período gravable no exceda de 4.500 UVT. (El subrayado es nuestro)

Queda claro que lo que define al trabajador independiente es el origen del ingreso, es decir: que sean de honorarios, comisiones y servicios.  Esto quiere decir que es una persona natural que no tiene un contrato de trabajo y presta sus servicios de manera personal a la empresa o negocio.  Luego entonces, si alguien presta un servicio a través de terceras personas o vende algo,  no se puede considerar trabajador independiente desde el punto de vista tributario.

Un ejemplo muy diciente es el de la factura o cuenta de cobro por servicios de transportes: es un servicio, pero es prestado con un vehículo, lo que lo hace un contribuyente de menores ingresos y no un trabajador independiente.

En conclusión, no todo el que no tiene jefe y trabaja de manera independiente o por cuenta propia, es un trabajador independiente para la DIAN.

Contenido relacionado:
Compartirlo
Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.


Déjenos su opinión

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc., pero debe hacerlo con respeto, sin insultar y sin ofender a otros.

Información legal aplicable para Colombia.