No habrá renta por comparación patrimonial ni renta líquida gravable por pasivos inexistentes sujetos a impuesto complementario de normalización tributaria

La ley 1739 de 2014 (reforma tributaria) previó un impuesto complementario de normalización tributaria que permite que los contribuyentes que tengan activos omitidos o pasivos inexistentes regularicen su situación pagando dicho impuesto.

No obstante, la redacción de la norma generó algunos vacíos, que necesariamente requerían reglamentación así estuviese en juego el principio de reserva de ley. Uno de dichos aspectos tiene que ver con la renta por comparación patrimonial que puede predicarse de los pasivos inexistentes. El artículo 39 de la ley señala:

“Artículo 39. No habrá lugar a la comparación patrimonial ni a renta líquida gravable por concepto de declaración de activos omitidos. Los activos del contribuyente que sean objeto del impuesto complementario de normalización tributaria deberán incluirse para efectos patrimoniales en la declaración del Impuesto sobre la Renta y Complementarios y del Impuesto sobre la Renta para la Equidad (CREE) del año gravable en que se declare el impuesto complementario de normalización tributaria y de los años siguientes cuando haya lugar a ello y dejarán de considerarse activos omitidos. El incremento patrimonial que pueda generarse por concepto de lo dispuesto en esta norma no dará lugar a la determinación de renta gravable por el sistema de comparación patrimonial, ni generará renta líquida gravable por activos omitidos en el año en que se declaren ni en los años anteriores respecto de las declaraciones del Impuesto sobre la Renta y Complementarios y del Impuesto sobre la Renta para la Equidad (CREE). Esta inclusión no generará sanción alguna en el impuesto sobre la renta y complementarios. Tampoco afectará la determinación del impuesto a la riqueza de los períodos gravables anteriores.” (…)

 En la ley prácticamente se imposibilita la aplicación de la renta por comparación patrimonial tan solo respecto de los activos omitidos. Situación que conlleva a que se tenga inseguridad jurídica respecto de los pasivos inexistentes, aun cuando es claro que el espíritu de la ley era darle igual tratamiento.

Pues bien, al respecto el decreto 1123 de 2015 en su artículo señaló:

“Artículo 15. Los activos omitidos o pasivos inexistentes declarados en el Impuesto Complementario de Normalización Tributaria por los años 2015, 2016 Y 2017, no generarán incremento patrimonial, ni renta líquida gravable en el año que se declaren ni en años anteriores respecto de las Declaraciones del Impuesto sobre la Renta y del Impuesto sobre la Renta para la Equidad (CREE).”

Con la precisión del decreto, los contribuyentes que opten por regularizar sus pasivos inexistentes tendrán seguridad de que no les aplicarán las sanciones del caso, ya que se equipara al tratamiento de los activos omitidos.

Contenido relacionado:
Compartirlo
Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Déjenos su opinión

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc., pero debe hacerlo sin insultar y sin ofender a otros.

Información legal aplicable para Colombia.