Notificación por correo se puede notificar de forma concomitante a la dirección procesal

El estatuto tributario señala que la notificación por correo se practica mediante la entrega de una copia del acto en la última dirección informada por el contribuyente, responsable, agente retenedor o declarante, en el RUT.

Al respecto el parágrafo 1 del artículo 565 del estatuto tributario señala:

“Par 1. La notificación por correo de las actuaciones de la administración, en materia tributaria, aduanera o cambiaria se practicará mediante entrega de una copia del acto correspondiente en la última dirección informada por el contribuyente, responsable, agente retenedor o declarante en el Registro Unico Tributario - RUT. En estos eventos también procederá la notificación electrónica.

Cuando el contribuyente, responsable, agente retenedor o declarante, no hubiere informado una dirección a la administración tributaria, la actuación administrativa correspondiente se podrá notificar a la que establezca la administración mediante verificación directa o mediante la utilización de guías telefónicas, directorios y en general de información oficial, comercial o bancaria. Cuando no haya sido posible establecer la dirección del contribuyente, responsable, agente retenedor o declarante, por ninguno de los medios señalados, los actos de la administración le serán notificados por medio de publicación en un periódico de circulación nacional.

Cuando la notificación se efectúe a una dirección distinta a la informada en el Registro Único Tributario, RUT, habrá lugar a corregir el error dentro del término previsto para la notificación del acto.” (Subrayado propio)

Ahora bien, el estatuto tributario también contempla la dirección procesal, que consiste de brindar una dirección diferente a la señalada en el RUT con el objetivo de que todas las actuaciones de la administración durante el proceso sean notificadas a esta nueva dirección, al respecto, el artículo 564 señala:

“Artículo 564. Dirección procesal. Si durante el proceso de determinación y discusión del tributo, el contribuyente, responsable, agente retenedor o declarante, señala expresamente una dirección para que se le notifiquen los actos correspondientes, la Administración deberá hacerlo a dicha dirección.”

En el caso de que la notificación sea devuelta por el correo, el artículo 568 del estatuto tributario señala que las actuaciones serán notificadas mediante aviso en un periódico de amplia circulación nacional o de circulación regional. Dicha circunstancia cobija también las devoluciones por correo en la dirección procesal.

Sin embargo, hay casos donde la DIAN ha optado por notificar por la dirección establecida en el RUT así como la notificación a la dirección procesal, y en forma subsidiaria la notificación por medio de publicación en un periodo de amplia circulación nacional de forma concomitante.

Nada impide, que aun existiendo dirección  procesal, la DIAN decida notificar a la dirección registrada en el RUT en el caso de no se pueda notificar en la dirección procesal y la misma sea devuelta por correo. Así lo señaló el Consejo de Estado mediante sentencia, 20327 del pasado 9 de junio de 2015 con ponencia de la Magistrada Carmen Teresa Ortiz de Rodríguez, donde manifestó lo siguiente:

“Así las cosas, la Administración cumplió con el principio de publicidad al garantizar el fin último de la notificación, cual es poner en conocimiento del interesado  la existencia de los actos administrativos que lo afectan, pues, además de enviar el acto de liquidación a la dirección procesal informada por el apoderado del contribuyente, también lo remitió a la dirección comercial de este último, dirección  que según la Administración corresponde a la informada por el contribuyente en la última declaración del respectivo impuesto , quien no negó haber recibido copia del acto demandado.

Para la Sala es viable que en aras de garantizar el principio de publicidad aludido la Administración notifique de forma simultánea el acto administrativo a las diferentes direcciones del contribuyente que haya podido establecer, tema sobre el cual anotó :

“La Sala precisa que incluso la DIAN ha señalado a través de sus Conceptos, que cuando no es posible establecer la dirección del apoderado, nada impide notificar directamente al contribuyente, pues así se cumple de manera eficaz con el principio de publicidad al garantizar el efectivo conocimiento de los actos de la Administración por parte del interesado e incluso ha admitido la posibilidad de notificar de manera simultánea a las diferentes direcciones que se hayan podido establecer del contribuyente. En consecuencia, si por lo menos, en este caso, la Administración hubiera notificado a COLTABACO se habría entendido notificada la liquidación oficial de revisión, razón por la cual no era suficiente con la notificación por aviso”. (Se subraya).

No puede entonces la actora calificar de inocua la notificación practicada por la Administración, pues cumplió con el fin previsto que, como se dijo, consiste en poner en conocimiento del interesado el contenido de la decisión.

Prueba de ello radica en el hecho de que una vez surtida la notificación por aviso publicado en el Diario La República, el contribuyente interpuso el recurso de reconsideración contra el acto de liquidación, el cual fue resuelto en su oportunidad, lo que denota que la sociedad pudo ejercer en debida forma los derechos de defensa y de contradicción que le asisten.”

Contenido relacionado:
Compartirlo
Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.

Déjenos su opinión

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc., pero debe hacerlo sin insultar y sin ofender a otros.

Información legal aplicable para Colombia.