Oportunidad para contabilizar el Iva descontable es diferente a la oportunidad para solicitarlo como descuento

La oportunidad legal que el contribuyente tiene para contabilizar el Iva que se puede tratar como descontable, es diferente a la oportunidad legal que tiene para imputarlo como descontable en la declaración de Iva.

Es un error común del contribuyente creer que el Iva descontable se puede imputar dentro de los dos periodos siguientes a su causación y  contabilización, y esto se debe a una equivocada interpretación del artículo 496 del estatuto tributario, del que fácilmente se puede interpretar un plazo superior para descontar el Iva.

Veamos lo que dice el artículo referido:

Oportunidad de los descuentos. Cuando se trate de responsables que deban declarar bimestralmente, las deducciones e impuestos descontables sólo podrán contabilizarse en el período fiscal correspondiente a la fecha de su causación, o en uno de los dos períodos bimestrales inmediatamente siguientes, y solicitarse en la declaración del período en el cual se haya efectuado su contabilización.

Aquí vemos que el artículo se divide en dos partes claramente diferenciales:

  1. las deducciones e impuestos descontables sólo podrán contabilizarse en el período fiscal correspondiente a la fecha de su causación, o en uno de los dos períodos bimestrales inmediatamente siguientes
  2. y solicitarse en la declaración del período en el cual se haya efectuado su contabilización

Es clara la norma en afirmar que la contabilización se puede hacer en el bimestre en que se causen o en los dos bimestre siguientes, pero también afirma categóricamente que una vez realizada la contabilización, en ese mismo bimestre se ha deben declarar los impuestos descontables.

Recientemente la sección cuarta del consejo de estado manifestó sobre este tema:

(...) Del texto de las normas transcritas se establece que es presupuesto legal para la procedencia del impuesto descontable la contabilización oportuna y la solicitud en la declaración del período en el cual se haya efectuado el asiento correspondiente.

De acuerdo con lo anterior, se advierte que una es la oportunidad para contabilizar los impuestos descontables, y otra la indicada para solicitarlos o declararlos. En relación con la primera,  es claro que el responsable está obligado a llevarlos a la cuenta corriente del bimestre de su causación,  o a la de uno cualquiera de los dos bimestres inmediatamente siguientes. En cuanto a la segunda, según la norma transcrita, debe hacerse la solicitud en la declaración que corresponda al período en el que se haya contabilizado [Bogotá, D. C.,  marzo treinta y uno (31) de dos mil once (2011). Radicación número: 25000-23-27-000-2008-00089-01(17667)].

Así las cosas, una vez contabilizado el Iva descontable se debe declarar, pues de no hacerlo se pierde la oportunidad lega para hacerlo y la única alternativa será corregir la declaración correspondiente, y en tal caso habrá que hacerlo en los términos del artículo 589 del estatuto tributario, esto es mediante un proyecto de corrección presentado a la Dian, toda vez que será una corrección que disminuirá el valor a pagar o aumentará el saldo a favor.

Prepare su declaración de renta online en 30 minutos sin errores. Hágalo en ImpuestoCorrecto.com

Contenido relacionado:
Compartirlo
Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.


Déjenos su opinión

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc., pero debe hacerlo con respeto, sin insultar y sin ofender a otros.

Información legal aplicable para Colombia.