Pagos que no constituyen salario se rigen por las reglas del artículo 107 y no el 108 del estatuto tributario

Respecto de las deducciones del impuesto de rentas, tenemos unas deducciones generales que son aquellas consagradas en el artículo 107 del estatuto tributario, las cuales señalan que se deben cumplir con los criterios de necesidad proporcionalidad y causalidad, desde el punto de vista comercial, y en relación con la actividad.

Ahora bien, existen deducciones especiales, no necesariamente porque sean más beneficiosas cuantitativamente, sino porque deben cumplir una serie de requisitos específicos, sin necesidad de que se cumplan los presupuestos del artículo 107 ET. Es decir, que si estamos frente a una deducción especial, no se deben considerar los presupuestos del 107 ET, sino lo que determine la norma de forma específica.

Entre tanto, el artículo 108 del estatuto tributario contempla la deducción por salarios, para lo cual se deben acreditar los pagos de la seguridad social y parafiscales correspondientes.

Pero ¿Qué ocurre que aquellos pagos que no constituyen salario cuando se le pagan al trabajador?

En principio siempre se había considerado que aplicaban como deducción por provenir de una relación laboral, sin que se requiera acreditar la necesidad, proporcionalidad y causalidad.

Sin embargo, el Consejo de Estado mediante sentencia 19366 del 10 de octubre de 2016 dispuso:

“3.1.10 En consecuencia, los pagos provenientes de la relación laboral que no constituyen salario, no hacen parte de la base para determinar los aportes parafiscales; por lo tanto, no les aplica el artículo 108 del ET para efectos de deducción en la renta.

3.1.11 De manera que todas aquellas erogaciones pagadas por el empleador al trabajador, que cumplan las condiciones señaladas en el artículo 128 del Código Sustantivo del Trabajo, vale decir, que se paguen de manera ocasional y por mera liberalidad para el buen desempeño de las funciones del trabajador y sin el ánimo de incrementar su patrimonio, las prestaciones sociales y en general todos los beneficios extralegales o pagos en especie respecto de los cuales se haya pactado por las partes que no constituyen salario, para efectos de su deducción, se les aplica el artículo 107 del ET. “

Así, las cosas, debe tenerse de presente los pagos “no salariales” para efectos de asegurar la procedibilidad en la deducción bajo los presupuestos del artículo 107 del estatuto tributario.

Contenido relacionado:
Compartirlo
Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.


Déjenos su opinión

Una opinión
  1. Alejandro dice:

    Buen día, ¿donde puedo encontrar la sentencia 19366 del 10 de octubre de 2016 del Consejo de Estado, con animo de leer/revisar el documento completo?

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc., pero debe hacerlo con respeto, sin insultar y sin ofender a otros.

Información legal aplicable para Colombia.