¿Por qué los gobiernos no gravan las rentas altas?

Siempre que se realizan reformas tributarias para incrementar le recaudo fiscal del gobierno, poco se tocan las rentas altas; generalmente es la clase media y baja las que terminan pagando más. Y es algo que no sólo sucede en Colombia si no en muchos países.

Existen dos grandes razones por las que los gobiernos son benévolos con las altas rentas, es decir con quienes ganan muchos dinero: 1. Son los que financian sus campañas políticas. 2. Temor  a una fuga de capitales.

La primera es obvia. En una campaña política quienes aportan el capital para colocar un gobierno, previamente han acordado una serie de compromisos que luego deben ser cumplidos por quienes resulten elegidos.

La segunda, la fuga de capitales, es una consecuencia lógica que se da cuando el dueño del capital considera que dejarlo en el país deja de ser atractivo por cuenta de los impuestos.

En este caso no hay amiguismo ni previos compromisos. Es un comportamiento natural e innato del capitalista. Este moverá su dinero a donde le rente más y a donde le cueste menos el incremento de su riqueza.

Es por ello, que al fijar las políticas macroeconómicas y fiscal, los gobiernos prefieren no  elevar los impuestos a quienes tienen mucho dinero y se lo pueden llevar en cualquier momento, lo que a su vez no solo les evita la fuga de capitales, sino que incentiva la entrada de capitales foráneos.

Es una especie de competencia por los altos capitales. Muchos gobiernos para llamar la inversión extranjera tienen como único incentivo la baja tributación en lugar de mejores herramientas para incrementar la productividad.

Y aunque resulte odioso reconocer, gústenos o no, si a los que tienen mucho dinero se les persigue con impuestos, simplemente se marcharán con su dinero creando desempleo, bajada el PIB y una serie de desequilibrios económicos. Tienen las de ganar. Son los privilegios de los ganadores o los que más tienen.

En cambio, el gobierno no le tiembla la mano a la hora de apretar fiscalmente a las clases media y baja, porque éstas por  más que no estén de acuerdo, no se pueden marchar del país, y se si marchan, se irán sin dinero pues no lo tienen así que la economía no se resiente, y de hecho, hasta tal vez le sea beneficioso que se vayan, sobre todo aquellas personas que cuestan más al estado de lo que producen [¿Se ha preguntado usted alguna vez por qué razón el estado no hace nada por evitar que cientos de miles de desplazados huyan a países vecinos?].

Contenido relacionado:
Compartirlo
Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.


Déjenos su opinión

En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc., pero debe hacerlo con respeto, sin insultar y sin ofender a otros.

Información legal aplicable para Colombia.