Preguntas simples, respuestas simples

Por

Todos los contadores públicos estamos pasando por un proceso de transformación en nuestro conocimiento de lo que hasta hace unos años era la contabilidad. Claramente la injerencia de las normas tributarias respecto de normas contables genera cierto recelo por parte de algunos sectores de la profesión.  Con la ley 1314 de 2009 todo  parecía un poco más claro, pues un tiempo prudencial seria lo que nos llevaría a todos a realizar los ajustes necesarios para entrar al mundo de las normas internacionales.

Sin embargo, llegó la reforma tributaria, y cuando todos pensábamos en una recomposición del estatuto tributario, se dio en términos parciales. Y para desgracias de todos, el entendimiento de las bases gravables y su migración hacia normas internacionales en términos generales se aplazó.

Es decir, las NIIF ya empezaron a tomar forma, pero muchos no comprendemos cual debe ser nuestro proceder, saber de NIIF y de tributaria al mismo tiempo es técnicamente imposible. Pero ante tal situación algunos tratamos de dilucidar la situación consultando al operador tributario.

Es allí donde Ecopetrol, mediante su apoderado, entendiendo la magnitud del tema, decide consultar a la DIAN sobre cómo hacer viable una contabilidad bajo esquemas internacionales y los temas tributarios. Las preguntas se pueden sintetizar de la siguiente manera:

  • ¿Debo llevar contabilidades simultáneas para efectos fiscales y efectos contables?
  • ¿Los estados financieros bajo NIIF certificados y auditados soportan las declaraciones tributarias?
  • ¿la contabilidad bajo NIIF sirve como medio de prueba para efectos fiscales?
  • ¿Qué pasará con la información tributaria que se lleva bajo cuentas de orden y desaparecen bajo NIIF?

Como se puede observar, son preguntas simples y nada robustas, pero que necesariamente deben ser resultas por el operado tributario. Pero, contrario a lo que uno esperaría, la DIAN no responde los interrogantes, sino que una vez describe una serie de normas concluye:

“En este contexto, considerando que una vez entren en vigencia las Normas Internacionales de Información Financiera - NIIF-, los contribuyentes deberán preparar la contabilidad y los estados financieros de conformidad con los principios y normas de contabilidad e información financiera regulados por la Ley 1314 de 2009 y sus decretos reglamentarios, se colige que las normas tributarias que exijan tratamientos contables que sean incompatibles con aquellas no tendrán incidencia en la contabilidad oficial y que para dar cumplimiento al mandato expreso de los artículos arriba transcritos, se deberán elaborar y conservar los registros y conciliaciones necesarios y pertinentes para sustentar las cifras tributarias.”

Asume la DIAN, que la conciliaciones soportaran todas las divergencias contable-fiscales que suscita la implementación de NIIF. ¿Es decir que las bases gravables técnicamente dependerán de los que hagamos en cuadros de Excel? Esa parece ser la solución a juicio de la entidad.

Por último, en las jornadas de derecho tributario se advirtió ante de ser expedida la reforma, que habían dos opciones viables para evitar lo que muchos vamos a vivir, i) la recomposición del estatuto tributario bajo NIIF, es decir que el sistema tributario de funde en un sistema de información basado en normas internacionales y ii) que se pase al sistema de impuestos planos, que evita la discusión gubernativa y genera un ambiente de transparencia fiscal.

Lo cierto, es que los contadores públicos nos sentimos a la deriva y solo cuando las instituciones tomen las riendas retomaremos nuestro rumbo. Una pregunta simple ¿Quién o qué institución tomará el timón?

Prepara tu declaración de renta o la de tus clientes en línea, sin errores y con garantía en Tributi.com.

Contenido relacionado:
Gerencie.com en su correo.

Suscríbase y nosotros colocaremos en su bandeja de entrada la mejor información que generamos diariamente.


Déjenos su opinión

Una opinión
  1. ROSAGONZALEZ Dice:

    Buen día, tengo una pregunta sobre facturación de un acueducto Rural,

    El acueducto presta el servicio de agua, pero también registra venta de materiales como: tuberías, medidores, los anteriores son productos gravados. Si el acueducto es del régimen tributario especial, cómo debe facturar estos productos gravados?
    El acueducto si compra estos productos y los vende, generando un excedente, qué manejo se le daría?
    La mayoría de estos productos gravados son para la prestación del servicio de agua, pero si se le suministra a los usuarios, se les cobra aparte del servicio de agua. La idea es hacerlo bien, cómo se podría facturar?

    Responder
En Gerencie.com está permitido opinar, criticar, discutir, controvertir, disentir, etc., pero debe hacerlo con respeto, sin insultar y sin ofender a otros.

Información legal aplicable para Colombia.